Violetas imperiales

película de 1952 dirigida por Richard Pottier

Violetas imperiales es una coproducción hispanofrancesa dirigida por Richard Pottier y estrenada el 12 de diciembre de 1952, protagonizada por Carmen Sevilla y Luis Mariano. Existen dos versiones anteriores anteriores de esta misma historia, protagonizadas ambas por Raquel Meller en 1923 (muda) y 1932 (cine sonoro).

ArgumentoEditar

Violeta (Carmen Sevilla) es una humilde gitana granadina que augura por azar tras leerle la mano a la joven Eugenia de Montijo (Simone Valère) que a ésta le espera subir a un trono. Cuando Eugenia, tras su boda con Napoleón III se instala en París, no duda en contratar a Violeta como su asistenta privada. Allí la joven se enfrenta a los avances amorosos de Juan de Ayala (Luis Mariano), primo de la emperatriz.

«Inspiración» para DalíEditar

En 1938 el pintor Salvador Dalí dio el título Violetas imperiales a uno de sus cuadros surrealistas. Por cronología, hubo de referirse a alguna de las dos películas de Raquel Meller. Este cuadro fue adquirido en 2015 por la Fundación Gala-Salvador Dalí de Figueras.

Enlaces externosEditar