Antínoo (mitología)

personaje de la mitología griega

En la mitología griega, Antínoo (Ἀντίνοος), hijo de Eupites,[1]​ fue uno de los dos principales pretendientes de Penélope durante la ausencia de su marido, Odiseo, quien había partido a la Guerra de Troya. Su historia es narrada en la Odisea de Homero.

Ilustración para la obra de Gustav Schwab (1792 - 1850) Die schönsten Sagen des klassischen Alterthums (Las leyendas más hermosas de la Antigüedad Clásica): Matanza de los pretendientes. Antínoo yace en postura supina con una flecha en la garganta.

Antínoo intentó matar a Telémaco cuando este regresó de su visita a Menelao, pero Telémaco logró escapar de sus asechanzas. Se distinguía por su violencia y su brutalidad, orgullo y dureza. Insulta a Eumeo cuando este llevó a Odiseo al palacio bajo la apariencia de un mendigo. También provoca el enfrentamiento entre el mendigo Iro y Odiseo, cuando aquel intentó echar a Odiseo del palacio en donde él era el mendigo oficial. Antínoo fue el primer pretendiente en morir, cuando una flecha disparada por Odiseo le atravesó la garganta mientras bebía.

Notas y referenciasEditar

  1. Eupites: Εὐπείθης - Eupeíthēs.

Enlaces externosEditar