Paederus littoralis

especie de insecto

El fuetazo (Paederus littoralis), es un coleóptero de la familia de los estafilínidos. Este insecto puede causar una quemadura química muy dolorosa al contacto con los seres humanos. Se distribuye en España, Francia e Italia.[1]

Symbol question.svg
 
Paederus littoralis
Paederus littoralis01.jpg
Taxonomía
Reino: Animalia
Filo: Arthropoda
Clase: Insecta
Orden: Coleoptera
Suborden: Polyphaga
Infraorden: Staphyliniformia
Superfamilia: Staphylinoidea
Familia: Staphylinidae
Subfamilia: Paederinae
Género: Paederus
Especie: P. littoralis
Gravenhorst, 1802

CaracterísticasEditar

Tiene una longitud de aproximadamente 1 cm y una anchura de unos 2 mm, con la forma de una termita. Por lo general habitan en los arrozales, pastizales y bosques, aparecen entre abril y octubre. Además, se sienten atraídos por la luz artificial, por lo que van a volar en las casas iluminadas por las noches.

Es capaz de nadar en el agua. Para ello se sitúa sobre su superficie y queda flotando gracias a la tensión superficial del agua. Una vez allí, puede expulsar sus fluidos abdominales corrosivos y con ellos es capaz de romper la tensión superficial del agua. Al romperse dicha tensión, se formará un pequeño remolino en el lugar donde se ha liberado el líquido abdominal y el animal se verá arrastrado hacia adelante. A esto se le llama natación por relajación de la tensión superficial.

Contacto con los seres humanosEditar

Este insecto es muy pequeño, por lo que es difícil tomar precauciones. La piel sufre una inflamación al contacto con una sustancia que expelen llamada pederina, por el resultado de aplastar el insecto o tocar un insecto muerto que ha sido aplastado, causando ampollas, ardor y dolor intenso. Pero una vez que la piel está expuesta a la pederina, se debe acudir inmediatamente al médico y evitar la aplicación de cualquier medicina por cuenta propia, ya que a veces causa infecciones o deja cicatrices en la piel en lugar curar la herida.[2]

PrecaucionesEditar

Es importante que las personas eviten dejar innecesariamente las luces encendidas en las noches al dormir, además, deben mantener las ventanas cerrada para que los insectos permanezacan fuera de los hogares. También hay que abstenerse de aplastarlas, y lavar la ropa a fondo y por separado.

ReferenciasEditar

  1. Encyclopedia of Entomology - John L. Capinera - 2nd Edition pág. 2716
  2. Doctor warns of rove beetle wounds By Tsai Chang-sheng - Staff reporter

Enlaces externosEditar