Abrir menú principal

Parental Advisory

Etiqueta de clasificación de álbumes musicales por su contenido
Logotipo

Parental Advisory: Explicit Content es una etiqueta de clasificación pegada por la Asociación de Industria Magnetofónica de América (RIAA) en muchos álbumes de estudio de ciertos grupos musicales que presentan lenguaje o contenido explícito y/u ofensivo.

El logotipo no es una clasificación y no hay estándares recordados para tener la obligación de colocar la etiqueta. Es decisión de la compañía de álbumes decidir si un disco requiere una etiqueta o no. Algunos álbumes, sin embargo, su nivel de contenido violento se les ha considerado como algo extremo que el mismo distribuidor del disco ha puesto una advertencia secundaria junto a la etiqueta de Parental Advisory, el más notable es el álbum homónimo del grupo Geto Boys lanzado en 1990.

Los álbumes empezaron a ser etiquetados con el mensaje de "contenido explícito" en 1985, tras la presión impuesta por el Centro de Padres de Música y Recursos (PMRC) quienes consideraban que el heavy metal contenía letras y portadas en los discos que podían considerarse como ofensivas o explícitas.

Muchos músicos conocidos como Dee Snider y Frank Zappa se presentaron en el juicio para hacer frente a los padres que deseaban que el Heavy metal fuera censurado por ser demasiado ofensivo.

Los padres presentaban tapas de álbumes y canciones que tenían contenido explícito, lo más recordado tal vez sea la tapa del EP de la banda W.A.S.P., Animal (Fuck Like A Beast) donde el heavy metal se encontraba al borde de la censura.

En 1984, Twisted Sister (el grupo en el cual se encontraba Dee Snider) lanza el famoso sencillo "We're Not Gonna Take It", una canción de protesta hacia el PMRC que trataban de censurar al heavy metal.

En 1985, los músicos llegan a un acuerdo con el PMRC: el heavy metal no sería censurado, pero los álbumes con contenido explícito debían llevar una etiqueta de aviso.

Así, el PMRC trabajó duramente con la RIAA en 1990 para estandarizar la etiqueta, desde entonces todos los álbumes que contenían letras explícitas llevaron la etiqueta de PARENTAL ADVISORY EXPLICIT CONTENT.

Los álbumes empezaron a ser etiquetados con el sticker "Explicit Lyrics" en 1985, tras la presión de la Parents Music Resource Center (PMRC). Los primeros discos en ser etiquetados por contener letras explícitas incluyen Purple Rain de Prince (1984), Peace Sells... But Who's Buying? de Megadeth (1986), el álbum homónimo de la banda Danzig (1988), Louder than Love de Soundgarden (1989), Appetite for Destruction de Guns n' Roses (1987) y As Nasty As They Wanna Be de 2 Live Crew (1989) y tenía la etiqueta la forma de un Sticker puesto en la envoltura de celofán. El primer disco de hip hop que recibió la etiqueta es el álbum debut de Ice T, Rhyme Pays, publicado en 1987, cuyas letras se asociaron con el rap gangsta, álbum que popularizó el género.

La etiqueta en la carátula del álbum se introdujo en 1990 como un cuadrado con una línea blanca discontinua cerca del centro de la etiqueta; la frase "Explicit Lyrics" (letras Explícitas) la enmarcaba en la parte superior, y " Parental Advisory " (Aviso Paternal) en la parte inferior. El primer álbum de llevar la etiqueta estándar no-removible era Luke & the 2 Live Crew. Desde 1992 se les solicitó a las disqueras que la etiqueta debería de ser colocada en la portada del álbum, a lo que algunos reclamaban que debido al diseño, esta interfería con el trabajo artístico del álbum. Esta encarnación del logo fue utilizado hasta finales de 1993, cuando fue rediseñado con una caja blanca en un rectángulo negro en lugar de una barra blanca entre las barras negras. En 1994, la fuente de letras en "Parental " y "Advisory" fue simplificado, y "Explicit Lyrics" se sustituyó por la frase de "Explicit Content" (Contenido Explícito), aunque este diseño no era frecuente en la mayoría de los álbumes hasta 1996. En 2001, se modificaron los tipos de letra de "Parental Advisory" y de "Explicit Content".

Sin embargo, no todos los discos que contienen palabras o contenido ofensivo llevan una etiqueta de Parental Advisory.

En la actualidad, algunas minorías se niegan a vender los discos que contienen esta etiqueta, y muchos otros sólo venden estos álbumes a adultos. Aunque se ha establecido que la edad mínima para poder comprar estos álbumes es de 16 años.

La advertencia, que se ha considerado el equivalente musical a la etiqueta de "contenido de alcohol", aparentemente ha convertido algunos álbumes en algo más buscado o deseable, resultando en un efecto contrario a lo que se pretendía. La etiqueta de advertencia ha alcanzado un grado de culto, el comediante George Carlin tituló uno de sus álbumes Parental Advisory: Explicit Lyrics, aparte de crear numerosas camisetas, insignias de chapa, y otros accesorios con el logo. La RIAA, sin embargo, oficialmente dice: "No es un Aviso que los niños busquen a propósito, es la música. Estudios independientes demuestran que los niños ponen poco interés en las letras para decidir qué tipo de música les gusta, en realidad se preocupan más por el ritmo y la melodía. El Aviso PAL por sí solo no es un incentivo".

El uso de "letras explícitas" fue abandonado posteriormente después de unos años de uso a lado de "contenido Explicito".

Mientras la etiqueta es muy prevaleciente en el heavy metal, hip-hop, punk, dusteb lírico, rock, cumbia, trap, pop, gangsta rap, reggaeton,narco corridos y horrorcore, aunque también se puede encontrar en cualquier otro género (en el cual la RIAA considere necesario pegar el aviso de contenido explícito). Un ejemplo a citar sería el de la artista de música pop Madonna, ya que cuatro de sus álbumes contienen esta etiqueta: Erotica (1992; por tener letras sobre la sexualidad), American Life (2003; porque la canción homónima tenía insultos), MDNA (2012; por canciones como Girl Gone Wild, Gang Bang, Give Me All Your Luvin' y I'm Addicted) y Rebel Heart (2015; por canciones como S.E.X., Devil Pray y Holy Water) y el "inofesivo álbum en vivo" de The Confessions Tour del año 2007 (Mientras interpretaba "Live to Tell" simulando ser crucificada mientras en el fondo aparecía un video de niños africanos que quedaron huérfanos por el SIDA).

La megaestrella del pop mundial Britney Spears, tiene esta etiqueta en dos de sus álbumes, Britney Jean (2013) y Glory (2016). Por su contenido sexual.

Artistas como Sky Rizzo, Sean Paul, Judas Priest, Janet Jackson, Prince, NO TRACE, Lady Gaga o Madonna, suelen tener casi siempre esta etiqueta en sus trabajos.

También es muy común ver este tipo de advertencia en los álbumes del famoso rapero Eminem, como el álbum Recovery, el sencillo You Don't Know, como también la canción titulada KIM en el álbum The Marshall Mathers LP, que tiene un gran contenido de material violento y agresivo. Eminem es conocido por "insultar" a celebridades o políticos que "han causado un desagrado" en él, ya que en todos, de sus canciones y álbumes contiene contenido explícito.

En el 2002, la cadena VH1 lanzó una película que narra todo lo sucedido con respecto al tema de las etiquetas, la película se titula Warning: Parental Advisory (Peligro: Aviso a los Padres), fue dirigida por Mark Waters y cuenta con las actuaciones de Jason Priestley, Mariel Hemingway y el cantante Dee Snider.