Pebetero de la Edad del Hierro.
Pebetero donde una llama se mantiene encendida en "honor a todos los que dieron su vida por España". Se encuentra al pie del Obelisco del Dos de Mayo, en Madrid.

El pebetero (< catalán peveter, de pevet, 'piececito' o 'piecito', debido a que los sahumerios portátiles solían poseer un pedestal o pie), sahumerio o sahumador es un recipiente, muchas veces semejante a una lámpara, en el cual se queman sustancias aromáticas, como incienso, para perfumar o desodorizar ambientes.

También se comprende como 'pebetero al preciso lugar que contiene una «flama eterna», generalmente como símbolo memorial.

Índice

HistoriaEditar

Los pebeteros eran de antiguo muy familiares a los egipcios y fenicios en forma de braserillos pero los griegos y romanos les dieron más importancia sirviéndose de trípodes y candelabros para el mismo objeto. Los árabes y otros pueblos de Oriente en la Edad Media adoptaron el pebetero propiamente dicho que tiene forma de urna con pie y una cubierta perforada a modo de incensario, ya conocida de los griegos. La usaron también los europeos de la Edad Media y en la Moderna se han colocado elevadas sobre trípodes imitando a los romanos.[1]

En el Museo de Madrid se guarda un sencillo brasero de plata y de factura fenicia hallado entre los demás objetos del Tesoro de Aliseda y en el Museo de Bucarest hay otros dos braserillos también de plata calada y de factura goda procedentes del Tesoro de Petrosa que también pudieron ser pebeteros.[1]

Pebetero olímpicoEditar

Actualmente el pebetero es el lugar donde la llama de los Juegos Olímpicos se mantiene encendida luego de pasar por una infinidad de atletas y recorrer un largo camino desde su encendido en las ruinas de Olimpia.

Encender el pebetero en los Juegos Olímpicos ha sido una tradición acompañada con una ceremonia; el pebetero olímpico se ha encendido con la antorcha olímpica y con una flecha encendida. El pebetero es encendido por atletas destacados, y esto ha incluido la contribución de atletas famosos como lo fue el caso de Muhammad Ali.

Leyendas y mitosEditar

  • En las leyendas, principalmente irlandesas el pebetero es el objeto donde los leprechauns guardan su tesoro.
  • En la brujería Wicca un pebetero se pone a menudo al centro de un círculo sagrado, y contiene artículos que serán prendidos durante un ritual. Tradicionalmente, o en el mito, un pebetero se usa también por las brujas para preparar sus pociones siendo el más notable, el caldero utilizado por las tres brujas, "Hermanas Fatales", en la obra Macbeth.

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  1. a b Arqueología y bellas artes, F. Naval y Ayerbe, 1922