Pedro González-Bueno

político e ingeniero de caminos español
(Redirigido desde «Pedro González-Bueno y Bocos»)

Pedro González-Bueno y Bocos[n. 1]​ (Madrid, 12 de enero de 1896 - Madrid, 30 de enero de 1985) fue un político e ingeniero de caminos español. Militante monárquico alfonsino, durante la Guerra civil se unió a Falange y ocupó el puesto de Ministro de Organización y Acción Sindical en el primer gobierno de Franco.

Pedro González-Bueno

Ministro de Organización y Acción Sindical
31 de enero de 1938-9 de agosto de 1938

Procurador en las Cortes franquistas
1943-1971

Información personal
Nacimiento 12 de enero de 1896
Madrid
Fallecimiento 30 de enero de 1985 (89 años)
Madrid
Nacionalidad Española
Información profesional
Ocupación Ingeniero de caminos, canales y puertos
Empleador
Partido político FET y de las JONS
Miembro de Consejo de Estado Ver y modificar los datos en Wikidata
Distinciones

BiografíaEditar

Nacido en Madrid el 12 de enero de 1896,[2][3]​ realizó sus estudios en la Institución Libre de Enseñanza.[4]​ Se graduó como ingeniero de caminos, canales y puertos. Amigo personal de Juan de la Cierva y de José Calvo Sotelo,[5][6]​ formó parte del grupo de personalidades que firmaron el manifiesto fundacional del derechista Bloque Nacional.[7]

Colaboró con el general Emilio Mola en la preparación del golpe de estado que llevó al estallido de la Guerra civil.[6]​ Si bien hasta el estallido de la contienda había sido un monárquico alfonsino,[8]​ posteriormente se adhirió a Falange. En abril de 1937 —tras la promulgación del Decreto de Unificación y el establecimiento de FET y de las JONS—, Franco nombró a González-Bueno miembro del secretariado político[n. 2]​ del nuevo partido. Hombre cercano a Ramón Serrano Suñer,[11]​ en el primer gobierno franquista González-Bueno ocupó la cartera de Organización y Acción Sindical, entre enero de 1938 y agosto de 1939.[12]​ El nuevo departamento ministerial asumía las funciones del antiguo Ministerio de Trabajo.[13]

Promulgó el Fuero del Trabajo y dio los primeros pasos hacia el establecimiento de los Sindicatos Verticales.[5]​ También fueron obra suya el establecimiento del Instituto Nacional de la Vivienda y de las Magistraturas del Trabajo.

Tras el final de la contienda cesó como ministro y no volvería a ocupar ningún puesto político de relevancia. Las funciones sindicales fueron asumidas por la nueva Delegación Nacional de Sindicatos de FET y de las JONS, desgajada del difunto ministerio de Organización y Acción Sindical,[14]​ y a cuyo frente quedó el falangista Gerardo Salvador Merino.[15]​ Durante el régimen franquista González-Bueno ocupó otros cargos como miembro del Consejo Nacional de FET y de las JONS, o procurador en las Cortes franquistas. También fue presidente de la Comisión de Trabajo del Instituto de Racionalización del Trabajo[2]​ y miembro del consejo de administración de RENFE,[16]​ compañía de la que llegaría a ser vicepresidente.[17]​ Falleció en Madrid el 30 de enero de 1985.[18]

Véase tambiénEditar

NotasEditar

  1. En la historiografía su apellido a veces aparece citado como «González Bueno».[1]
  2. Según recogía el texto del decreto, además de González-Bueno, formaban parte del secretariado político: Manuel Hedilla, Ladislao López Bassa, Tomás Domínguez Arévalo, Darío Gazapo, Tomás Ruiz Espejo, Joaquín Miranda, Luis Arellano y Ernesto Giménez Caballero.[9][8]​ Hedilla, sin embargo, no aceptó el nombramiento.[10]

ReferenciasEditar

BibliografíaEditar