"Mate", "guampa" o "cuia" (un recipiente para tomar mate o tereré, con bombilla) hecho de guampa o asta de toro
Recipiente de la bebida, llamado comúnmente guampa, acompañado de una bombilla que se utiliza para sorber el líquido.

El tereré es una bebida tradicional y común del Paraguay[1][2]​, del noreste argentino,[3][4][5]​ y en los estados brasileños de Mato Grosso del Sur, Santa Catarina, Paraná y Río Grande del Sur.[6]​ Dicha bebida está compuesta a base de yerba mate (Ilex paraguariensis), hielo, yuyos y agua con abundante hielo.

El tereré se prepara en un recipiente llamado mate, guampa o cuia (según la región y el país) y con frecuencia se agregan hierbas (refrescantes y/o medicinales) como el cedrón (Lippia citriodora), la menta peperina (o menta'i), el cocú (Allophylus edulis), la cola de caballo, el burrito y otros.

El tereré fue declarado la bebida oficial del Paraguay y Patrimonio Cultural de la Nación, y cada último sábado de febrero se celebra el "Día Nacional del Tereré".[7]

En 2011, el Consejo Cultural del estado brasileño de Mato Grosso del Sur inició las gestiones para declarar al tereré como patrimonio estatal, por considerar que es una bebida «popular».[6]

Índice

EtimologíaEditar

La interpretación más frecuente sugiere tereré es una palabra de origen guaraní.,[8]​ y es onomatopéyica, relacionada con los últimos tres sorbos que uno realiza al succionar la bebida.[9]

Carlos Alberto Cacciavillani sugiere que la palabra tereré es de origen latín y, por lo tanto, se trataría de una palabra de creación jesuítica adaptada al guaraní, lo que explica el acento en la última sílaba. En latín terere (sin acento) aparece con el sentido de triturar en Terere in mortario de Plinio y Terere Bacam de Virgilio.[10]

HistoriaEditar

A pesar de que hay algunas leyendas, algunas de ellas situadas en contextos de guerras, que cuentan supuestos orígenes de tomar el mate con agua fría (o tereré) lo cierto es que se afirma que la yerba mate era consumida por los guaraníes tanto con agua fría de los ríos como con agua caliente, y que en el s. XVII los jesuitas aprendieron de ellos las virtudes de la yerba mate, llamada en guaraní ka'ay,[11]​ -suena ca-aɨ[n. 1]​ -, donde ka'a es yerba, e y es agua.

La primera referencia histórica es la de los mensú, los trabajadores explotados de los yerbateros (productores de yerba mate) para que el kapanga (jefe) no note que los mesúes consumían yerba mate, éstos hacían una infusión con el agua en temperatura ambiente, ya que preparándola de la forma tradicional (con agua caliente) se delatarían.[12]​ Con el tiempo, y la aparición de la tecnología y los aparatos con los que se puede hacer hielo, el hielo se le agregó a las yerba mate y a los yuyos ya presentes en esta forma de tomar mate con agua a temperatura ambiente.

Los mismos jesuitas elogiaron los efectos de la yerba, ya que daba un cierto vigor al que ingería la infusión, y calmaba la sed mejor que el agua pura. Pedro Montenegro, naturalista y sacerdote español jesuita, declaró lo siguiente: «Socorrió Dios con esta medicina a esta pobre tierra (por ser más conducente a ella que el chocolate), y vino a sus naturales habitadores (así como lo es el cacao en el Oriente). Porque estas tierras muy calientes y húmedas causan relajaciones de miembros, por la grave aspersión de los poros, y vemos que de ordinario se suda con exceso. Y no es remedio el vino, ni cosas cálidas, para reprimirlo; mas la yerba sí, tomada en tiempo de calor con agua fría (como la usan los indios), y en tiempo frío (o templado) con agua caliente».

UtilizaciónEditar

El cebador generalmente es el pahagué, la persona de menor edad del grupo.[6]

Al igual que con el mate (caliente) no se debe agradecer al que “ceba” el tereré sino hasta que uno no desea beber más. La palabra “gracias” le indica al cebador que quien le ha devuelto la guampa ya no desea seguir bebiendo. Por esto, con los extranjeros suele suceder que por cortesía agradece el primer tereré y el cebador lo deja ya fuera de la ronda al no ofrecerle más la bebida.

El tereré es consumido tanto en verano como en invierno, de día como de noche, en cualquier horario.

Los “remedios refrescantes” (en guaraní pohâ ro’ÿsã que lingüísticamente en guaraní significa pohâ (remedio) ro’ÿsã (frío),(o hierbas medicinales refrescantes) que se mezclan para formar una infusión completamente fría no se introducen en la guampa llena de yerba, sino que se echan (a veces con un “chorrito” de limón) previamente golpeados en un mortero (generalmente hecho de un tronco y ahuecado hasta formar una superficie cóncava un tanto profunda que sirve para machacar el yuyo, yerba o hierba utilizando un palo o garrote del mismo material que está construido el mortero; en la actualidad se ha hecho en miniatura como de unos 20 a 30 cm y generalmente del árbol llamado palo santo de la especie Bulnesia sarmientoi para darle más sabor a la hierba para tereré machacada en el mortero ) y luego de machacarlos se introducen a una jarra aproximadamente de 1L 1 litro con agua y hielo que luego se verterá en porciones iguales dentro de la guampa. De este modo cada bebedor de la “ronda de tereré” tomará una medida exacta (con el correr de las rondas el sabor se iría “lavando” y haciendo más débil por lo que se deberá cambiar la yerba cuando ya no se sienta el el sabor característico de la yerba). Si la jarra con agua y “remedios” se agota, el cebador consulta a los presentes si van a continuar con otra ronda más. Normalmente, sólo se agrega remedios refrescantes en horas de la mañana. Es de creencia popular que en otro horario éstos yuyos pueden ser dañinos para la salud. Aunque no estén comprobados. Los remedios refrescantes suelen ser adquiridos en puestos de venta en las aceras de las calles en las ciudades o por vendedores ambulantes. Generalmente los vendedores son conocedores de los efectos que produce cada planta medicinal para tereré en el cuerpo humano y recomiendan la variedad a consumir. Los mismos vendedores son los encargados de recolectar las diferentes clases de yuyos para los diferentes gustos de los consumidores finales.

CostumbresEditar

El tereré es ideal en épocas de calor, en sustitución del mate. Es muy bueno para mantenerse hidratado y para compartir en ronda con amigos (ya que todo un grupo se abastece de una sola guampa).

El tereré es un evento social. Se reúnen amigos, familia, parejas, etc. Es una excusa para verse con amigos, algo más casual, y por lo general cuando incluye un hombre y una mujer. "Vamos a tomar un tereré", es una frase que indica que la persona desea compartir tiempo con uno, pero que por otros motivos no puede ser una cita más formal. El tereré es algo que nunca pasa de moda entre los jóvenes, quienes con sus termos y guampas, muestran sus preferencias de equipos de fútbol, colegio, promoción, etc.

En guaraní se suele llamar tereré rupá (literalmente ‘cama [o nido] del mate frío’) a una especie de refrigerio matutino antes del tereré, que tradicionalmente suele hacerse en horas de la media mañana (a eso de las 09:00), puesto que se trata de algún bocadillo para que el agua fría o la pérdida de potasio tras consumirlo, no causen malestar.

El tereré usualmente se toma con hierbas medicinales o "yuyos" (en guaraní se lo llama pohä ñaná), que pueden ser pohä ro'ÿsä o pohä akú (remedio refrescante o remedio caliente, respectivamente). Esto se hace con fines preventivos (defensas corporales, resfríos, gripe, etc.), curativos (para malestares de estómago, dolor de cabeza, problemas en la vía urinaria o el riñón, etc.), refrescantes, o por simple gusto. Lo tradicional es que se recojan o compren frescos, para luego limpiarlos con agua potable; después se debe machacarlos o apisonarlos hasta extraer su savia, y finalmente echarlos a la jarra o termo para tereré, con un pedazo de hielo. Sin embargo, últimamente numerosas marcas de yerba mate han mezclado dichas hierbas con sus productos, creando lo que se conoce como yerba mate compuesta.

En ArgentinaEditar

El Noreste Argentino es el área central del consumo de tereré en la Argentina,[13]​ infusión que consta de: yerba mate, agua con mucho hielo y yuyos o "remedios" tales commo: cola de caballo, cocú, burrito, menta'í o peperina, cedrón, menta, etc. También es común tomarlo con jugos de cítricos o incluso con caña quemada en vez de con agua.

En Argentina, según la región del país y/o la propia persona que ceba el tereré, es tomado con yuyos y agua bien fría o con jugo de algún cítrico, generalmente preparado con los jugos de sobre.[14]​ Si bien su consumo va en aumento en todo el país, su epicentro se encuentra en el noreste (Chaco, Corrientes, norte de la Entre Ríos, Formosa y Misiones); en menor medida y sobre todo durante el verano su consumo también se ha vuelto normal en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Provincia de Buenos Aires, Provincia de Santa Fe, Provincia de Salta, así como en la región patagónica, especialmente entre los jóvenes de la llamada "Generación Y".[15]

El tereré forma parte de la dieta de pueblos originarios, como los qom, que lo consumen dentro de su dieta a base de guisos y tortas fritas. Una investigación reveló que más del 90% de los qom consumen tereré con mucha frecuencia durante buena parte del día.[16]

En BoliviaEditar

Es consumido en los departamentos del oriente boliviano, principalmente en la ciudad de Santa Cruz de la Sierra, localidades de la Chiquitanía (como Roboré), y comunidades menonitas. También se consume en el departamento de Tarija (en el Chaco Boreal).

En BrasilEditar

Se consume principalmente en los estados de Paraná (el mayor productor de yerba mate de Brasil), Mato Grosso del Sur (Santa Catarina), San Pablo y Río Grande del Sur, entre otras cosas por haber sido una zona en la que habitaban tribus guaraníes. Pero es más tradicional como símbolo en el estado de Mato Grosso del Sur, donde es consumido por gran parte de la población. El ciclo de la yerba mate en Brasil comenzó en la ciudad de Punta Porá, Mato Grosso del Sur, que limita con la ciudad paraguaya de Pedro Juan Caballero (Amambay).

En ParaguayEditar

 
guampa de Tereré hecha de Palo Santo

Se consume en todos los departamentos. Heredado de los guaraníes, el tereré es la bebida oficial del Paraguay y patrimonio cultural. Según índices estimativos, se consume, aproximadamente, unos 6 kg de yerba elaborada por cápita por año. Aunque se cree que el consumidor de mate y tereré supera estos 6 kg, hubo temporadas en que las estadísticas registraron consumos de hasta 14 kg por año. Y de acuerdo a su origen, la yerba tiene características propias en cuanto a proceso y sabor. Lo que le hace diferente a la yerba paraguaya es que la mayor parte del proceso de secado se realiza tipo barbacuá. Eso es lo que le da ese gusto a humo, que se puede resumir en aroma, sabor y calidad.

Existen variantes. Por ejemplo, el “tereré ruso”,[17]​ popular en la zona sur del Paraguay, especialmente en el departamento de Itapúa, donde llegaron los rusos blancos (como el capitán Blinoff) exiliados de su patria, y que fueron acogidos por el Paraguay y pelearon la Guerra del Chaco[18]​ en la milicia paraguaya. En lugar de agua, ellos emplean jugo de naranja o de cualquier cítrico.


Día del tereréEditar

En Paraguay el día del tereré es el último sábado de febrero de cada año.

La fecha para la celebración del tereré, se designó durante el año 2011 mediante la Ley de la Nación N° 4.261 “Que declara al tereré como Patrimonio Cultural y Bebida Nacional del Paraguay” y fija el último sábado de febrero de cada año como Día del Tereré.

Dicha declaración y puesta en valor de la bebida tradicional local fue posible luego de que el diputado liberal Dionisio Ortega impulsara dicho proyecto, hecho ley en diciembre del año 2011. “El tereré tiene un profundo contenido de identidad nacional y cumple un importante papel como dinamizador de la economía."

NotasEditar

  1. La [ɨ] es un grafema que representa a un fonema típicamente guaranítico; su sonido es similar al de la "i" pero se pronuncia guturalmente, en la grafía antigua del guaraní se la representaba con el símbolo î. Debido al mestizaje con los españoles, al serles un sonido extraño el de esta vocal, la pronunciaban como si fuera una i, costumbre que se mantiene para algunas palabras pero solo por los que no hablan guaraní.

ReferenciasEditar

  1. El tereré, Una Costumbre Paraguaya - Diario ABC Color. (17 de Febrero de 2013)
  2. Todo sobre el tereré - Diario UltimaHora. (16 de marzo de 2015)
  3. El boom del Tereré: el 40% de los argentinos lo disfruta casi a diario - Diario La Nación. (04 de Febrero de 2015)
  4. "Millones De Argentinos Ya Saben Que La Yerba Mate Refresca El Verano" - Artículo del Instituto Nacional de la Yerba Mate (13 de enero de 2017)
  5. El boom del Tereré: el 40% de los argentinos lo disfruta casi a diario - Diario La Nación. (04 de Febrero de 2015)
  6. a b c Arce, Eduardo (3 de enero de 2011). «El tereré, una bebida que divide a paraguayos y brasileños en cultura». BBC. Consultado el 14 de junio de 2015. 
  7. Paraguay festeja el Día Nacional del Tereré, bebida símbolo de su identidad, Diario UltimaHora, (28 de febrero de 2015).
  8. "Tereré en el diccionario de la RAE"
  9. Cacciavillani, 1999, p. 324.
  10. Cacciavillani, 1999, p. 325.
  11. "Diccionario interactivo Guaraní-Español"
  12. "El arte de preparar un tereré que se convirtió en una parte de la cultura" - Diario Norte (11 de Febrero, 2017). Texto de la periodista Florencia Martínez.
  13. Estudio revela que 40 por ciento del país ya toma tereré. (04 de Febrero de 2015)
  14. "Millones De Argentinos Ya Saben Que La Yerba Mate Refresca El Verano" - Artículo del Instituto Nacional de la Yerba Mate
  15. El boom del Tereré: el 40% de los argentinos lo disfruta casi a diario - Diario La Nación. (04 de Febrero de 2015)
  16. Lagranja, Elena Sofía; Valeggia, Claudia; Navarro, Alicia (2013). «Prácticas alimentarias y actividad física en adultos de una población Toba de la provincia de Formosa, Argentina». Diaeta (Asociación Argentina de Dietistas y Nutricionistas Dietista) 32 (146). ISSN 1852-7337. 
  17. El tereré, el mate frio utilizado para hidratarse y paliar el calor (3 Junio 2017)
  18. El tereré, arma secreta paraguaya en la Guerra del Chaco (01 Octubre 2017)

BibliografíaEditar

  • Cacciavillani, Carlos Alberto (1999). «Observaciones sobre el habla popular en la literatura del litoral argentino». Revista española de lingüística: órgano de la Sociedad Española de Lingüística (Editorial Gredos). 

Enlaces externosEditar