Emmanuel Todd

Emmanuel Todd (Saint-Germain-en-Laye, 16 de mayo de 1951) es un historiador, demógrafo, sociólogo y politólogo francés, que trabaja en el Instituto Nacional de Estudios Demográficos (Institut National d'Études Démographiques, INED), en París.

Emmanuel Todd
Emmanuel Todd.jpg
Información personal
Nacimiento 16 de mayo de 1951
(71 años)
Saint-Germain-en-Laye, Francia
Nacionalidad Francesa
Familia
Padres Olivier Todd Ver y modificar los datos en Wikidata
Anne-Marie Nizan Ver y modificar los datos en Wikidata
Educación
Educado en Instituto de Estudios Políticos de París, Universidad de Cambridge
Información profesional
Área Demografía, ciencias políticas
Conocido por Predicción del colapso de la Unión Soviética en 1976, 15 años antes de que ese importante hecho histórico efectivamente ocurriese.
Distinciones
  • Paul-Michel Perret Prize (2012) Ver y modificar los datos en Wikidata

Sus investigaciones se centran en los diferentes tipos de familias occidentales, en cómo se desarrollan creencias compartidas y hasta coincidentes respecto de las ideologías y los sistemas políticos, además de indagar en los acontecimientos históricos involucrados en esos hechos.

Primeros añosEditar

Nacido en Saint-Germain-en-Laye, Emmanuel Todd es nieto del escritor Paul Nizan, hijo del periodista Olivier Todd, y padre del historiador David Todd. El historiador Emmanuel Le Roy Ladurie, quien fue pionero de la disciplina conocida como “microhistoria”, era un amigo de la familia del Todd y le ofreció a éste su primer libro de Historia. Ya a la edad de 10 años el entonces niño quería ser arqueólogo cuando fuese mayor. Varios años después estudió en el Lycée international de Saint-Germain-en-Laye, donde llegó a ser miembro de la juventud del entonces poderoso Partido Comunista Francés (PCF).

EstudiosEditar

De pequeño, Todd estudia en el Liceo International de Saint-Germain-En-Laye, en el cual se gradúa con un bachilerato científico. Todd estudió Ciencias Políticas en el Instituto de Estudios Políticos de París y posteriormente viajó al Reino Unido para preparar el doctorado (Ph.D) en Historia en la prestigiosa Universidad de Cambridge. En 1976, defendió su tesis doctoral, titulada “Siete comunidades de campesinos en la Europa preindustrial: Un estudio comparativo de las parroquias rurales francesas, italianas y suecas (siglo XVIII y principios del XIX)". No obstante, lo que le valdría la atención nacional e internacional ese mismo 1976 (cuando solo tenía 25 años de edad) fue su predicción acerca de un eventual colapso de la Unión Soviética, basándose en algunos indicadores demográficos como el incremento de las tasas de mortalidad infantil. Esa obra en cuestión se tituló La chute finale: Essais sur la décomposition de la sphère soviétique (“La caída final: Ensayo sobre la descomposición de la esfera soviética”).

Vida y escritosEditar

Trabajó durante un tiempo en el servicio literario del periódico Le Monde, para luego volver a sus investigaciones (en particular en lo referido a la conformación y difusión de las ideologías políticas y creencias religiosas según los distintos sistemas familiares (“Explicación de la ideología, familia, estructura y sistema social”, 1983). Luego escribió, entre otros libros, L'invention de l'Europe (“La invención de Europa”, 1990) y Le destin des immigrés (“El destino de los inmigrantes”, 1994). En este último debatió los diferentes modelos de integración de los numerosos residentes extranjeros en el país (en particular, los musulmanes).

Todd se opuso al Tratado de Maastricht, en el referendo francés al respecto llevado a cabo en 1992. Tres años después, en 1995, escribió una memo para la Fundación Saint-Simon, que posteriormente se volvería bastante famoso; en relación a ese escrito, varios medios de comunicación le terminarían atribuyendo a él haber acuñado el término compuesto “fractura social” (en francés, fracture sociale), usado por Jacques Chirac durante la campaña electoral francesa de 1995, para así intentar diferenciarse de su entonces rival Édouard Balladur. Sin embargo, Todd ha rechazado la paternidad de esa frase.[1]​ y en cambio le atribuyó la expresión a Marcel Gauchet.

En Après l'empire. Essai sur la décomposition du système américain (“Después del imperio. Ensayo sobre la descomposición del sistema estadounidense”, 2002) Todd también predijo la caída de los Estados Unidos como la única superpotencia y la aparición o emergencia de un mundo multipolar, ante el avance de la India, Rusia y, sobre todo, de China.

Trece años después de su oposición al Tratado de Maastricht en 1992, Todd se expresó a favor de la Constitución europea en el referendo al respecto llevado a cabo en 2005, abogando por ella a nivel de marco Europeo respecto de las futuras políticas de la Unión.

En su libro Le rendez-vous des civilisations (“La cita de las civilizaciones”, 2007), escrito juntamente con su colega demógrafo Youssef Courbage, critica -ya desde el título de la obra- la tesis de choque de civilizaciones enunciada por el politólogo estadounidense Samuel Huntington, resaltando por el contrario puntos de convergencia en los estilos de vida y valores compartidos por las principales civilizaciones.

Líneas de investigaciónEditar

Todd ha estudiado procesos históricos desde una perspectiva demográfica y antropológica. En particular, hace hincapié en el efecto de la educación en el desarrollo económico y político de las sociedades. En varios de sus libros[2]​ resalta la relación, que él considera causal, entre la alfabetización masiva, caída de la tasa de natalidad y transición demográfica, con la ocurrencia de revoluciones políticas y la instauración de sistemas democráticos.

Su argumento se basa en la fuerte tendencia a la igualación económica y política resultante de sociedades homogéneas desde el punto de vista educativo, donde toda la población está alfabetizada pero donde la fracción de población con educación superior es numéricamente irrelevante. Así mismo, considera que la generalización de la educación superior a clases medias numéricamente importantes, y su no extensión al conjunto de la sociedad, genera una estratificación educativa que conduce a la justificación de desigualdades sociales y tiende a destruir la base democrática de una sociedad. Este fenómeno lo observa en los países de la OCDE.

Así mismo, de igual manera que explica la Revolución industrial y el despegue de Europa y de los Estados Unidos entre los siglos XVII y XIX por el avance de la alfabetización y la masificación de la educación. Sus observaciones sobre la pérdida de supremacía de los Estados Unidos se fundan en gran parte sobre la observación de una regresión educativa en este país, desde mediados de la década de 1970.[3]

Otro tema importante de estudio es la relación entre sistemas familiares, definidos de acuerdo a la organización interna (autoritaria o no), externa (endógama o exógama) y a sus reglas de sucesión y herencia (igualitarias o no) con las estructuras políticas y conformación de ideologías en una sociedad.

Define varios tipos de sistemas familiares,[4]​ a los cuales agrega formas intermedias:

  • La familia nuclear absoluta (liberal y sin un principio claro de igualdad ni de desigualdad). Es el modelo tradicional de Inglaterra, los Estados Unidos, Australia, Nueva Zelanda, Dinamarca, todo el territorio de los Países Bajos salvo las regiones de Twente, Limburgo, Brabante Septentrional y Achterhoek, Anjou, Mayenne y la Bretaña de lengua galó en Francia, la mayor parte de Noruega, la Canadá anglófona y los colonos blancos de origen europeo que se establecieron en el África Austral.
  • La familia nuclear igualitaria (liberal e igualitaria). Es el modelo tradicional de toda Suecia con la excepción del grupo étnico Sami, la isla de Gotland y la actual provincia de Västra Götaland, de la Isla de Francia, Artois, Flandes francés, Henao francés, Cambresis, Sarthe, Bresse, Normandía, Perche, Borgoña, el Nivernais, el Franco Condado, el Territorio de Belfort, el Lionesado, Lorena, Bar, Metz, Verdún, Toul, Picardía, el Orleanesado, el Châtelleraudais, Turena, Aunis, Saintonge, Angoumois, Champaña, Berry, las Landas de Gascuña, el Agenais, el Bazadais, el Bourbonnais, el Montmorillonnais, el Morván, las Ardenas, la Bretaña de habla bretona, Córcega, Saboya, Niza, Provenza, Venaissin, el este del Vivarés, el Bordelais, el norte y centro del Delfinado, todo el Languedoc a excepción de las Cevennes, el Rosellón y una parte de la Auvernia septentrional en Francia; de los colonos franceses que se establecieron en Argelia durante la época en que esta se hallaba bajo dominio francés; de la Romandía, Valais, el Tesino y los Grisones en Suiza; de las poblaciones de lengua ladina; del sudoeste de Alemania, Vorarlberg y la parte germanófona de Valais y de los Grisones en la Europa de lengua alemana; de Polonia y de la región de Grodno, que históricamente fue polaca, en la actual Bielorrusia; de Moldavia; del centro y este de Asturias, el litoral y los valles interiores de Cantabria, la provincia de Orense en Galicia, León, Castilla la vieja, Castilla la nueva, La Mancha, Madrid, La Rioja, la Ribera de Navarra, las comarcas de Montsiá y Bajo Ebro en Cataluña, la Rioja Alavesa en el País Vasco, Extremadura, Murcia, las Islas Canarias, Andalucía (tanto la Andalucía Oriental como la Andalucía Occidental), Ceuta, Melilla, todo Aragón excepto el Pirineo, el Prepirineo y la franja catalanoparlante, todo el territorio de las Islas Baleares excepto la isla de Formentera y toda la Comunidad Valenciana excepto la comarca de Los Puertos de Morella en España; de Valonia, Flandes y Brabante Septentrional en el Benelux; de Aosta, Piamonte, Liguria, Lombardía, Trentino, norte y oeste del Véneto, norte del Friuli, norte de Venecia Julia, Lacio, la provincia toscana de Grosetto, Abruzzo, Molise, Campania, Calabria, Basilicata, Apulia, Sicilia y Cerdeña en Italia; del centro y el oeste de Croacia; de Chipre; de Creta, Eubea, las islas Jónicas, la Península Calcídica, el Peloponeso, Etolia, Acarnania, Euritania, Fócide, Ftiótide, Beocia, Ática, Tesalia, el sur de Epiro y algunas islas pequeñas del Egeo en Grecia; y de todo Portugal excepto las provincias históricas de Minho y Douro Litoral. Fuera de Europa predominan bajo diversas formas sistemas familiares nucleares e igualitarios entre la mayoría de la población de Brasil, Chile, Argentina, Uruguay, Paraguay, Puerto Rico, la República Dominicana, Haití, Jamaica, Trinidad y Tobago, Bahamas, Guyana, Mauricio, Cabo Verde, Colombia, Venezuela, Costa Rica, Panamá, Nicaragua, Honduras, El Salvador, Guatemala, México, Ecuador, Perú y Bolivia, entre los mexicanos de aquellos territorios que pertenecieron a México pero fueron posteriormente anexionados por Estados Unidos, en la isla de Reunión, en la isla de Granada, en la isla de Martinica, en la región del Mármara, la región del Egeo y la región del Mediterráneo en Turquía, en el Líbano, entre los cristianos de Kerala, Palestina, Siria y Egipto, entre los amhara, tigray y tigrinya de Etiopía y Eritrea, en Bengala (región que comprende lo que actualmente serían Bangladés y los estados indios de Bengala Occidental y Tripura), entre los cingaleses de Sri Lanka, entre los télugus, los tamiles y los canareses del sur de la India, entre ciertas etnias del Sudeste Asiático, como los minahasa, los macasareses, los bajau, los cebuanos o los tagalos, entre los Ovimbundu y entre la mayoría de los pueblos que conforman el llamado cinturón matrilineal de África, entre otros lugares y grupos étnicos.
  • La familia troncal (souche en francés) (autoritaria y desigual). Es el modelo tradicional de la mayor parte de la Europa de lengua alemana. También incluye a Corea (tanto la parte que en la actualidad constituye Corea del Norte como la parte que en la actualidad constituye Corea del Sur), las regiones neerlandesas de Twente, Limburgo y Achterhoek, Luxemburgo, Andorra, ciertas partes de Noruega, el sudoeste de Finlandia, Japón, la mayoría de los grupos étnicos del valle del Rift de África Oriental, la región de los Grandes Lagos de África, el sur de Etiopía, el Congo Oriental, la costa keniata, Sudán del Sur, las colinas Nuba y la República Centroafricana, los Bilen, los Nara, los Tigre y los Kunama de Eritrea, los khoikhoi, algunos grupos étnicos del cinturón matrilineal de África, muchos grupos étnicos del África Occidental (especialmente numerosos en las costas, el nordeste de Nigeria, el norte y el oeste de Camerún y el sudoeste de Chad), y una parte de los shan, muchos grupos étnicos del Himalaya y el subhimalaya (como los tibetanos, los nyinba, los Mewu Fantzu o los gurung), Eslovenia, Escocia, partes de Hungría, Irlanda con posterioridad a la Gran Hambruna irlandesa de 1845-52, la isla de Götaland y la actual provincia de Västra Götaland en Suecia, Alsacia, toda Guyena a excepción de las Landas de Gascuña, el Agenais y el Bordelais, Foix, Bearn, el área de las Cevennes en el Languedoc, el sur de Auvernia y una parte de la Auvernia septentrional, el oeste del Vivarés, la Cerdaña, el País Vasco francés y el norte del Delfinado en Francia, algunas islas pequeñas del Egeo en Grecia, las provincias históricas de Minho y Douro Litoral en Portugal, algunos grupos étnicos nativos de Borneo, las minorías thais de Vietnam, algunas minorías étnicas de China (los Naxi, los Dai y los Li, también llamados Hlai), algunas minorías étnicas de Taiwán (los Rukai y los Paiwan), los Ifugao, los tausug, los ladakhi, Meghalaya, los Nambudiri Brahmin, los sijes, los tamiles de Sri Lanka, la mayoría de los grupos étnicos nativos del este de Indonesia, la mayoría de los grupos aborígenes de Oceanía, los amerindios de la costa nordeste del Pacífico, los sotho, los tswana, los lozi, los xhosa, los shona, los ngoni, los tumbuka, toda Cataluña excepto las comarcas de Montsiá y Bajo Ebro, toda Galicia excepto la provincia de Orense, la comarca de Los Puertos de Morella en la Comunidad Valenciana, la isla de Formentera en las Islas Baleares, Guipúzcoa y partes de Álava y Vizcaya, la llanura pre-costera y el valle de Liébana en Cantabria, el oeste y el valle de Peñamellera en Asturias, el Pirineo, el prepirineo y la franja catalanoparlante en Aragón y toda Navarra excepto la Ribera, entre otros lugares y grupos étnicos.
  • La familia comunitaria exógama (autoritaria e igualitaria). Es el modelo mayoritario de los distritos noroeste, centro, Volga y Urales en Rusia, de los rusos étnicos de la parte asiática de Rusia, del norte de Vietnam, Macedonia, el norte de Epiro, los chinos Han (incluidos no solo los de China continental sino también los de Hainan, Taiwán, Hong Kong, Macao y Singapur), muchas minorías étnicas de Taiwán (los Bunun, los Saisiyat, los Tsou, los Ami y los Bunun), muchas minorías étnicas de China (los Min-chia, los Uigures, los Hui, los Hezhen y los Na), muchas minorías étnicas de Rusia (como los mansi, los ostiakos, los baskires, los moksha, los erzya, los maris, los carelios o los tártaros), la isla de Nias, Eslovaquia, Eslavonia, Serbia, Kosovo, el oeste de Bulgaria, Estonia, Letonia, partes de Hungría, Bosnia, toda Bielorrusia excepto la región de Grodno, el sudeste de Finlandia, los armenios, los tayikos, las Landas de Gascuña, Dordoña, Lemosín, Marche y una parte de la Auvernia septentrional en Francia, los zulúes, los pondo, los tsonga, los bomvana, los venda, Kerala, Nepal, el sur de Albania, los Minangkabau, los Kodava, muchas etnias del África Occidental, una minoría de las etnias del valle del Rift de África Oriental, la región de los Grandes Lagos de África, el sur de Etiopía, Sudán del Sur, el Congo oriental y la República Centroafricana, Emilia, Romaña, Toscana, Umbría y Marcas en Italia, Cuba y el norte y centro de la India, entre otros lugares y grupos étnicos. Antes de 1750 predominaba también una familia comunitaria exógama de tipo bilocal y con transmisión de los bienes en partes iguales a todos los hijos de ambos sexos en una amplia región francesa en diagonal que abarcaba las áreas rurales de las Landas de Gascuña, el Agenais, el Bazadais, el Perigord, el Lemosín, Marche, el Montmorillonnais, Berry, el Bourbonnais, el Morván y partes de la Auvernia septentrional. Sin embargo este sistema familiar desapareció paulatinamente en Francia entre mediados del siglo XVIII y principios del siglo XX aproximadamente: a mediados del siglo XIX había desaparecido de las áreas rurales del Bourbonnais, el Montmorillonnais, Berry, el Perigord, Lemosín y Marche, a finales del siglo XIX había desaparecido de las áreas rurales del Morván y partes de la Auvernia septentrional, y finalmente a principios del siglo XX había desaparecido de las áreas rurales de las Landas de Gascuña, el Bazadais y el Agenais. En las áreas rurales de Berry, el Bourbonnais, el Morván, el Montmorillonnais, Marche, el Agenais, el Bazadais, las Landas de Gascuña y partes de la Auvernia septentrional sería reemplazado por la familia nuclear igualitaria, mientras que en las áreas rurales del Perigord y el Lemosín sería reemplazado por la familia troncal. En Italia, la región de Abruzzo, la provincia molisana de Isernia y una pequeña parte de Calabria tenían hasta 1860 un sistema familiar comunitario, patrilineal, patrilocal y exógamo, pero la ola emigratoria que siguió a la conquista piamontesa de 1860 provocó el declive de este sistema familiar, que había desaparecido por completo de estas zonas hacia mediados del siglo XX, sustituido por la familia nuclear igualitaria. Por el contrario, en las regiones de Emilia, Romaña, Marcas, Umbría y toda la región de Toscana salvo la provincia de Grosetto, un sistema familiar también comunitario, patrilineal, patrilocal y exógamo se mantuvo muy vivo hasta la década de 1950, fecha en la que también entró en declive.
  • La familia comunitaria endógama (con un principio de autoridad débil y un principio de igualdad muy fuerte). Predomina en todos los países norteafricanos y árabes a excepción del Líbano, en la región del Mar Negro y la Anatolia central, oriental y suroriental en Turquía, en Azerbaiyán, en la periferia de Irán, en Afganistán, en Pakistán, entre los somalíes, los saho y los afar en el Cuerno de África, y entre muchos pueblos del África Occidental, entre otros lugares y grupos étnicos.
  • La familia nuclear con corresidencia temporal. Se trata de una categoría novedosa, introducida en "El origen de los sistemas familiares". En este sistema familiar, las parejas de recién casados conviven durante un corto periodo de tiempo inmediatamente posterior a su matrimonio con los padres de uno de los cónyuges, independizándose pasado este tiempo. Algunos de los grupos humanos con este sistema familiar, pero no todos, tienen la costumbre de que el último hijo cuide de sus padres durante la ancianidad de estos. Se trata de un sistema familiar muy común en el mundo. En Europa ha predominado tradicionalmente en la región austríaca de Burgenland, la Grecia continental, Eubea, las islas Jónicas, Creta, Chipre, el centro y oeste de Croacia, el norte de Albania, el este de Bulgaria, en los distritos sur y Cáucaso septentrional en Rusia, Polonia y la región de Grodno (que históricamente fue polaca) en Bielorrusia, Lituania, Montenegro, Moldavia, el centro y norte de Suecia, Islandia, las islas Feroe, Groenlandia, la isla de Tory, la isla de Man, Gales, Rumanía, Moldavia, Ucrania, Valonia, Flandes, las regiones francesas de Vandea, Deux Sevres, Saboya, Córcega, el norte y centro del Delfinado, todo el Languedoc a excepción de las Cevennes, Venaissin, Niza, Provenza, la Bretaña de lengua bretona, el norte de Italia, el norte y la provincia histórica de Tavastia en Finlandia, la mayor parte de las provincias vascas de Álava y Vizcaya, y partes de Hungría, así como entre el pueblo Sami. En Irlanda predominó un sistema de familia nuclear con corresidencia temporal bilocal y herencia divisa bilateral hasta el estallido de la Gran hambruna irlandesa de 1845-52, que condujo a los campesinos irlandeses a adoptar un sistema familiar troncal. Fuera de Europa, hallamos este sistema familiar en la región del Mármara, la región del Egeo y la región del Mediterráneo en Turquía, en el Líbano, entre la mayoría de los pueblos semíticos del Cuerno de África (Amhara, Tigray, Tigrinya...), en la parte central de Irán, entre los pueblos pastorales del Sáhara y el Sahel (Fulani, Baggara, Tebu, Tuareg, Daza...), entre los nubios y los sudaneses del norte, entre los Ainu de Japón y Rusia, entre una parte de los Shan, entre la mayoría de los grupos étnicos del Sudeste Asiático (javaneses, jemeres, tailandeses, birmanos, vietnamitas del sur, malayos, laotianos, sondaneses, batakos, rejang, aceneses, madureses, marma, lawa, kachin, semang, mnong nong, sumbaneses, mon, palawan, minahasa, macasareses, bajau, dusun, bugis, punan, la mayoría de los grupos étnicos de Filipinas...), entre algunas etnias minoritarias de China y Taiwán (Yi, Yao, manchúes, Atayal, Puyuma, Miao...), entre los pueblos dravídicos del sur de la India (con algunas excepciones, como los keralitas o los kodavas), entre los cristianos de Kerala, entre los hablantes de lenguas kuki-chin-naga del nordeste de la India, entre la mayoría de los pueblos túrquicos y mongoles de la estepa euroasiática (mongoles, kazajos, turcomanos, tuva, buriatos...), entre los judíos, entre los san, entre la mayoría de los pueblos nativos de Siberia (yukaghir, koriak, chukchi, yakutios, nganasan...), entre los amerindios de México, entre los amerindios de los Andes, entre la población amerindia de América Central, entre los amerindios del sudoeste de los Estados Unidos, entre los amerindios de las selvas amazónicas, entre los amerindios del Cono Sur y entre los amerindios del norte de Canadá. El grado de desigualdad de estos sistemas familiares varía según el caso. Algunos sistemas nucleares que incluyen una costumbre de corresidencia temporal al inicio del matrimonio son fuertemente igualitarios, como la familia nuclear con corresidencia temporal patrilocal y herencia patrilineal igualitaria del norte de Italia, Córcega, Saboya, Provenza, Niza, el norte y centro del Delfinado, la parte mediterránea de Languedoc y el Venaissin; estos sistemas de familia nuclear con corresidencia temporal de tipo igualitario pueden ser incluidos tanto entre los sistemas nucleares igualitarios como entre los sistemas nucleares con corresidencia temporal. De hecho, entre las familias que seguían el modelo de familia nuclear pura de tipo igualitario y tenían propiedades sustanciales era frecuente que ambos cónyuges no se separaran de su hogar inmediatamente después de casarse, sino que continuaran viviendo y trabajando con sus respectivos padres durante cierto tiempo hasta que el capital recibido por parte de sus padres a cambio de su trabajo en la explotación parental hiciera más fácil su emancipación; esta breve permanencia de ambos cónyuges en el hogar parental durante cierto tiempo posterior a su matrimonio acaso pudiera considerarse cierta forma de corresidencia temporal natolocal. En numerosas etnografías de regiones como Orense, León, Castilla, Aragón o Andalucía se ha descrito esta costumbre como típica de muchas familias que tenían propiedades sustanciales y cuya aspiración era la conformación de una familia nuclear independiente por parte de todos los hijos de ambos sexos y la transmisión cognaticia bilateral e igualitaria de los bienes familiares. Sin embargo, algunos otros sistemas familiares que incluyen una costumbre de corresidencia temporal inmediatamente posterior al matrimonio son más desiguales.
  • La familia nuclear integrada es otro tipo de sistema familiar introducido en "El origen de los sistemas familiares". En este sistema familiar, cuando un hijo se independiza, establece su nueva unidad doméstica en un espacio cercado donde también se sitúa la unidad doméstica de sus padres. Se forman así espacios cercados que albergan la familia nuclear de los padres y las familias nucleares de sus hijos casados, manteniéndose todas estas familias nucleares en cercana proximidad espacial. Han tenido tradicionalmente este tipo de sistema familiar los osetios, los cingaleses, los bengalíes, los uzbekos, los giliak, los Toradja, los balineses, los Mnong Gar, los Rhadé, los Maranao, los Maguindanao y los georgianos, entre otros pueblos. Como los sistemas familiares del tipo anterior, estos sistemas familiares admiten diversos grados de igualdad/desigualdad, siendo igualitaria la familia nuclear integrada de los bengalíes o los cingaleses, por ejemplo, mientras que la familia nuclear integrada de los balineses tiene matices más desiguales.


Todd desechó a partir de la publicación de "El origen de los sistemas familiares" (2011) diversos sistemas familiares que había propuesto en obras anteriores, como la familia troncal incompleta, la familia comunitaria asimétrica, la familia anómica, o los "sistemas familiares africanos" como categoría separada de una tipología general.

Considera, por ejemplo, que la evolución hacia regímenes democráticos en lo político pero no igualitarios ni jerárquicos social o económicamente, de tipo estadounidense o inglés, tiene su origen en el sistema nuclear absoluto de los países anglosajones. Así mismo, la estructura de familia comunitaria, autoritaria e igualitaria, permitió la emergencia de regímenes de tipo comunista en Rusia o China. Regímenes autoritarios y jerárquicos fueron posibles en países con estructura familiar troncal como Alemania o Japón, mientras que el modelo republicano universalista francés tendría su origen en la familia nuclear igualitaria de la región parisina.

Las teorías de Todd tienen importantes lagunas, como demuestran los casos de Portugal e India, por ejemplo. En el sur de Portugal (Algarve y Alentejo), donde el sistema familiar tradicional es una familia nuclear pura con transmisión de los bienes en partes iguales a todos los hijos de ambos sexos, ha existido históricamente una fuerte tendencia electoral por partidos políticos comunistas, cosa que parece más propia de zonas cuyo sistema familiar tradicional es la familia comunitaria exógama. Todd ha admitido en entrevistas recientes que el sistema familiar tradicional del sur de Portugal es nuclear y que la preferencia electoral de esta región por el comunismo es un hecho un tanto "misterioso". En el caso de la India, predominó tradicionalmente entre los télugus, canareses y tamiles del sur del país una familia nuclear con corresidencia temporal patrilocal y transmisión igualitaria de los bienes familiares a los hijos varones, mientras que en el centro y norte de la India predominó una familia comunitaria exógama de carácter patrilineal y patrilocal. Sin embargo, pese a predominar tradicionalmente la transmisión del patrimonio familiar a los hijos varones en partes aproximadamente iguales tanto en el norte y centro como en el sur de la India, en ninguna de estas regiones parece haberse producido la activación de valores ideológicos igualitarios que según Todd se produce cuando grupos humanos con sistemas familiares igualitarios traspasan la barrera del 50% de población alfabetizada. El autor afirma que las complejas costumbres matrimoniales del sur de la India, que establecen distintas pautas según el sexo y el orden de nacimiento de los hijos, podrían anular una percepción simétrica de los hermanos pese al hábito de transmitir los bienes familiares a los hijos varones en partes aproximadamente iguales; sin embargo no aventura ninguna explicación sobre por qué no parecen predominar en el norte y centro de la India los valores igualitarios que sí pasaron claramente a predominar en otras zonas tradicionalmente de familia comunitaria, patrilineal, patrilocal y exógama, como China o Rusia, después de que la mayoría de la población de estas sociedades se alfabetizara. Cabe destacar que en el estado indio de Kerala y en el país vecino de Nepal sí existe la asociación esperada entre familia comunitaria exógama y comunismo. En Kerala predominó tradicionalmente una familia comunitaria exógama de tipo matrilineal y matrilocal, mientras que en Nepal predominó tradicionalmente una familia comunitaria exógama de tipo patrilineal y patrilocal como la del norte y centro de la India, y en ambos lugares los partidos políticos comunistas han recibido un alto porcentaje de votos en elecciones ocurridas en época reciente.


El caso de Suecia es especialmente notable como un caso donde las teorías de Todd han variado con el paso del tiempo. En sus primeras obras, como Le Troisieme Planete (1983) o "La invención de Europa" (1990), el sistema familiar tradicional de Suecia era de tipo troncal, como el alemán, el catalán o el bearnés. Sin embargo, en obras posteriores como "El origen de los sistemas familiares" (2011) destacó el carácter imperfecto de la familia troncal sueca. Finalmente en su obra "¿Dónde están ellas?" (2022) afirmó que su anterior clasificación del sistema familiar tradicional de Suecia como troncal era equivocada y aclaró que el sistema familiar tradicional de Suecia era de tipo nuclear y con prácticas de herencia bilateral igualitaria. En las ciudades suecas siempre prevaleció la familia nuclear y la transmisión bilateral e igualitaria de los bienes, y este fue el sistema que también se impuso gradualmente entre los campesinos suecos. Entre los campesinos suecos, si bien un solo hijo o una sola hija heredaba la explotación agrícola de sus padres, debía comprar las partes de sus hermanos y hermanas según su valor a precio de mercado. Antes de 1845 las hijas estaban legitimadas a heredar la mitad de lo que heredaban los hijos varones en el ámbito rural, al contrario de lo que ocurría en el ámbito urbano, donde la ley siempre había establecido la igualdad entre todos los hijos con independencia de su sexo; sin embargo, a partir de 1845 la ley estableció también en el ámbito rural la igualdad entre todos los hijos con independencia de su sexo en todas las cuestiones relativas a la transmisión de bienes, por lo que las compraventas que ocurrían entre el sucesor y sus hermanos y hermanas establecían una rigurosa igualdad hereditaria entre todos los hijos de ambos sexos. De hecho, hasta finales del siglo XVIII fue muy común la división física de la tierra entre hijos e hijas; solo a partir del siglo XIX se detecta un claro predominio de la herencia indivisa en Suecia. En cuanto a la estructura de los grupos domésticos, antes de la popularización de la herencia indivisa predominaba un sistema de familia nuclear con corresidencia temporal; tras la adopción de la herencia indivisa por parte de la mayoría de los campesinos suecos pasaron a predominar relaciones de cooperación entre el hijo sucesor y sus progenitores que sin embargo no dieron lugar a un fenómeno de corresidencia intergeneracional, pues el hijo sucesor se establecía en un domicilio cercano al de sus progenitores, no vivía en el mismo domicilio que estos. En Suecia nunca predominó una corresidencia rígida, bajo el mismo techo, entre el hijo sucesor y sus progenitores. Todd afirma que la familia nuclear igualitaria de los suecos pudo ser el resultado de una reacción frente a la familia troncal, patrilocal y patrilineal de los alemanes. Antes de la conversión de los suecos al luteranismo predominaba entre ellos un sistema de familia nuclear con corresidencia temporal y herencia divisa bilateral, pero con dominio de los hombres sobre las mujeres, como demuestra el hecho de que las leyes anteriores a 1845 establecieran para el ámbito rural que las hijas solo estaban legitimadas a heredar la mitad de lo que heredaran los hijos varones, así como el hecho de que en los casos de corresidencia temporal con los padres de uno de los cónyuges se eligiera a los padres del marido (patrilocalidad) en un 60-65% de los casos y a los padres de la esposa (matrilocalidad) en el 35-40% restante de los casos, unos porcentajes que convierten el sistema familiar de Suecia anterior a la conversión al luteranismo en un sistema de familia nuclear con corresidencia temporal bilocal y herencia divisa bilateral, pero con cierto sesgo patrilineal y patrilocal. La conversión de Suecia al luteranismo supuso que el país comenzara a recibir una importante influencia cultural alemana. Los suecos reaccionaron frente a esta influencia intensificando el carácter más individualista, bilateral y distributivo de su sistema familiar, dando nacimiento así a un sistema de familia nuclear igualitaria. Esta reacción disociativa contra la familia troncal, patrilineal y patrilocal de los alemanes vino amplificada en el plano psicológico por el hecho de que Suecia combatió contra numerosos estados católicos con dicho sistema familiar durante la Guerra de los Treinta Años, y en el plano más práctico por el hecho de que Suecia sufrió una merma importante de su población masculina (alta mortandad y alto porcentaje de inválidos entre los supervivientes) como resultado de las numerosas guerras que libró durante la Edad Moderna, cosa que confirió a las mujeres un papel especialmente importante en procesos como la alfabetización de la población. Un mapa de Todd muestra que hacia 1900 predominaba en la Suecia meridional y oriental un sistema de familia nuclear pura y herencia bilateral igualitaria, y en la Suecia central y septentrional un sistema de familia nuclear con corresidencia temporal bilocal y herencia bilateral igualitaria. Tan solo en la isla de Götland y en una zona al sudoeste del país que se corresponde con la actual provincia de Västra Götaland predominaba un sistema de familia troncal, con fuerte desigualdad hereditaria y corresidencia rígida entre un hijo sucesor y sus progenitores. La costumbre del norte de Suecia de que las parejas de recién casados residieran durante un corto periodo de tiempo con los progenitores de uno de los cónyuges antes de emanciparse desapareció paulatinamente a lo largo de la primera mitad del siglo XX, de manera que a partir de 1950 aproximadamente los únicos sistemas familiares presentes en Suecia fueron la familia troncal de la isla de Gotaland y una parte del sudoeste y la familia nuclear pura con transmisión bilateral e igualitaria de los bienes en el resto del país.


La nueva clasificación del sistema familiar tradicional de Suecia crea dudas sobre la clasificación del sistema familiar tradicional de algunas otras sociedades europeas, como Chequia, cuyo sistema familiar tradicional también había sido clasificado como troncal en obras anteriores. Entre los campesinos checos parece haber predominado tradicionalmente un sistema familiar semejante al de los campesinos suecos: un hijo sucedía en la propiedad de la explotación agrícola de sus progenitores tras comprar las partes de sus hermanos y hermanas. Cabe la posibilidad de que estas compraventas no establecieran una igualdad real entre los herederos por no ser congruentes con el valor real de las tierras según su precio de mercado, pero de acuerdo a los estudios de Hermann Zeitlhofer el dinero que el sucesor pagaba a sus hermanos y hermanas no sucesores parece haberse correspondido con el valor real según su precio de mercado de la parte de las tierras que los hermanos y hermanas no sucesores renunciaban a recibir en especie, habida cuenta de que los hijos no sucesores no encontraban mayores dificultades para contraer matrimonio y engendrar hijos legítimos; no existían en Chequia los altos porcentajes de soltería definitiva y nacimientos ilegítimos que existían en otras regiones europeas con un sistema familiar troncal. Por otro lado, los estudios de Alice Velková demuestran que en Chequia el hijo sucesor y sus progenitores residían en domicilios próximos pero separados, tal y como ocurría en Suecia. Los estudios de P. Horská, en fin, muestran que los casos de hogares complejos en Chequia obedecían comúnmente a situaciones de corresidencia temporal post-matrimonial, igual que en Suecia.

En esta obra mencionada, "¿Dónde están ellas?" (2022), otorga finalmente una explicación al hecho de que ciertas sociedades con sistemas familiares tradicionales nucleares opten por ideologías autoritarias, mientras que ciertas sociedades con sistemas familiares tradicionales autoritarios opten por ideologías liberales. Según él, en aquellas sociedades con sistemas familiares tradicionales nucleares donde la autoridad de la madre sobre los hijos ha sido muy elevada se atenúa la preferencia por ideologías liberales, mientras que en aquellas sociedades con sistemas familiares tradicionales autoritarios donde la autoridad de la madre sobre los hijos ha sido muy reducida se atenúa la preferencia por ideologías autoritarias. Así, según él la familia comunitaria exógama del norte de la India es patriarcal hasta el extremo de que la mujer ni siquiera goza de gran autoridad sobre sus hijos, lo que habría producido que los indios del norte no hubiesen desarrollado una preferencia por el comunismo, mientras que en el sur de Portugal, donde predomina la familia nuclear igualitaria, la gran autoridad que ejerce la madre sobre los hijos produce una preferencia por el comunismo. También en Islandia y en la región bretona de Poher, lugares donde el sistema familiar tradicional es la familia nuclear con corresidencia temporal bilocal, el comunismo ha tenido una fuerza electoral considerable en algunos momentos históricos, pese a la ausencia de un sistema familiar comunitario en ambos lugares; según Todd esto se explicaría por el hecho de que las madres siempre han ejercido una autoridad considerable sobre sus hijos en ambos lugares.

En la obra "¿Dónde están ellas?" (2022) también habla sobre los sistemas familiares de los países americanos, algo que apenas había hecho en obras anteriores. Afirma Todd que en aquellos países que estuvieron bajo dominación británica (es decir, Estados Unidos y la Canadá anglófona) predomina la familia nuclear absoluta, mientras que en aquellos países que estuvieron bajo dominación española, portuguesa o francesa (es decir, los países latinoamericanos) predomina la familia nuclear igualitaria; no obstante, Cuba constituye una excepción absoluta a este aserto, y México, Guatemala, Perú, Ecuador y Bolivia constituyen excepciones parciales. El sistema familiar tradicional de Cuba es la familia comunitaria matrilocal, un sistema familiar que nunca ha predominado en lugar alguno de España pero que se convirtió en el sistema familiar predominante en Cuba por razones específicas, mientras que en México, Guatemala, Perú, Ecuador y Bolivia el legado genético y cultural de los pueblos precolombinos ha sido lo bastante fuerte como para que el sistema familiar de gran parte de la población actual de dichos países sea la familia nuclear con corresidencia temporal patrilocal y herencia divisa patrilineal, no la familia nuclear igualitaria. Así, de acuerdo con Todd predomina en Cuba la familia comunitaria matrilocal, mientras que México, Guatemala, Ecuador, Perú y Bolivia se caracterizan por una dualidad de sistemas familiares, estando muy presentes tanto la familia nuclear igualitaria como la familia nuclear con corresidencia temporal y herencia divisa patrilineal, y en el resto de países latinoamericanos existe un fuerte predominio de la familia nuclear igualitaria, siendo muy minoritarios otros sistemas familiares. El libro trasluce una diferencia importante entre México, país donde las costumbres patrilineales y patrilocales propias de los pueblos precolombinos aún tienen una presencia significativa, y Brasil, país donde tiene un fuerte predominio un sistema de familia nuclear pura con transmisión de los bienes en partes iguales a todos los hijos de ambos sexos, siendo muy minoritarios otros sistemas familiares. Con todo, incluso en México, Perú, Ecuador, Bolivia y Guatemala la práctica más común en lo relativo a la transmisión intergeneracional de los bienes es transmitir los bienes en partes iguales a todos los hijos de ambos sexos, como en el resto de Latinoamérica. En cuanto a la familia nuclear con corresidencia temporal patrilocal y herencia divisa patrilineal que actualmente predomina entre los grupos indígenas de Mesoamérica y los Andes, según Emmanuel Todd se trata de un sistema familiar que comenzó a desarrollarse después de la conquista española. Antes de la conquista española parece haber predominado en Mesoamérica y en el territorio que actualmente abarcan Ecuador, Perú y Bolivia una familia nuclear integrada con patrones de residencia post-marital bilocal y transmisión bilateral de los bienes, sistema familiar este que actualmente puede observarse entre los campesinos cingaleses de Sri Lanka o entre los campesinos Maranao o Maguindanao de Filipinas, por ejemplo.

Trabajos de antropología históricaEditar

La invención de FranciaEditar

Los análisis conjuntos de Emmanuel Todd con el demógrafo Hervé Le Bras en el libro La invención de Francia, publicado en 1981, demuestran por primera vez la diversidad antropológica dentro de una Francia supuesta hasta entonces homogénea. La tesis del trabajo es la siguiente: Francia es un país donde el Estado precedió a la nación; los sistemas familiares son muy diferentes y diversos, pero su modelo organizativo asegura la coherencia en una amplia variedad; el ideal francés del hombre universal es el reflejo de este requisito.

Este análisis tuvo un gran éxito académico y fue un momento importante para el reconocimiento de la antropología histórica en los círculos académicos franceses.

Relaciones entre sistemas familiares e ideologíasEditar

A raíz de este trabajo inicial, en un enfoque holístico, Emmanuel Todd cree que muchos fenómenos socio-políticos y económicos están determinados por:

  •     factores demográficos: tasa de fertilidad, tasa de mortalidad infantil, tasa de alfabetización, etc. (aquí, Todd está en la estela de Alfred Sauvy);
  •     factores antropológicos: Emmanuel Todd asigna una influencia preponderante en las sociedades de los sistemas familiares, que estudió en detalle en sus primeras obras.

La teoría de la relación entre los sistemas familiares y la naturaleza de la superestructura ideológica, sino también económico y social, según Emmanuel Todd, un modelo de gran poder predictivo. De este modo, hace posible construir una interpretación coherente de la historia.

Este enfoque puede tener aplicaciones explicativas y prospectivas. Se parte de la percepción universalista radical de los modelos liberales o marxistas reduciendo humano a un "homo economicus"; un hombre "posado en un charco de aceite" solo movido por el interés individual o colectivo. Por el contrario, de acuerdo con Todd, hay largos movimientos de la historia que no dependen de las circunstancias o ciclos. Por lo tanto, esta teoría valora particularmente el interés de las ciencias sociales y la demografía.

El grueso de la investigación Emmanuel Todd se centra en la hipótesis de una determinación de las ideologías, los sistemas políticos o religiosos por los sistemas familiares. Este trabajo condujo a la publicación de tres libros: El tercer planeta en 1983, La Infancia del mundo en 1984, y La invención de Europa en 1990, lo que pone de manifiesto la diversidad de Europa dentro del continente para concluir que no hay una verdadera cultura común.

Estos trabajos fueron recibidos con frialdad por lo general en el mundo académico que les reprochan su naturaleza reduccionista a un solo factor de antropológico.[5][6][7]​ De acuerdo a Emmanuel Todd, su obra fue rechazada por la universidad, a priori, sin un análisis suficientemente preciso de los datos expuestos. Según E.Todd, los investigadores que comenzaron a publicar sobre el tema fueron amenazados: "He pasado mi vida en la Edad Media", ha concluido en una conferencia.[8]

Sin embargo, Emmanuel Todd logra tocar a un público no académico gracias a los editores Le Seuil y Gallimard. Él es apoyado en particular por Jean-Claude Guillebaud en Seuil.

Según el historiador Pierre Chaunu entusiasta de sus posiciones desde 1983, es una "bomba": "Con tal obra, Emmanuel Todd tendrá problemas durante mucho tiempo en las humanidades. Nada será igual ahora ".[9][10]​ Chaunu "saluda a uno de los pocos pensamientos totalmente coherentes y verdaderamente fértiles de esta época".

De acuerdo con el mismo esquema de análisis, presenta en 1994 los modelos de integración de los inmigrantes elegidos por el mundo en los diferentes sistemas nacionales. En Economic Illusion, en 1998, aplica la influencia de las mismas categorías familiares a la variedad de sistemas capitalistas.

Orígenes y evolución de los sistemas familiares en el mundoEditar

Esta investigación se ha ampliado por medio de un difusionismo metodológico basado en el principio de conservadurismo de las zonas periféricas del campo de la lingüística con el fin de explicar el origen de los sistemas familiares en el mundo y su evolución en la Historia.[11]​ Este último trabajo ha ayudado a refinar y extender la definición de sistemas familiares originalmente formulados por Le Play.

En 2011, Emmanuel Todd entrega el primero de los dos volúmenes de The Origin of Family Systems, dedicado a Eurasia. Esta es la suma de cuarenta años de investigación y miles de registros, una revisión sistemática del trabajo de los antropólogos de todo el mundo sobre las organizaciones familiares. Un trabajo que consiste en un formateo en una perspectiva histórica del trabajo de los antropólogos de campo. El libro conduce a la presentación de un verdadero modelo de interpretación de la historia. Contradice el sentido común al señalar que el modelo de familia nuclear es el modelo arcaico de la familia y que los modelos de familia troncal y de familia comunitaria son construcciones históricas. Da una interpretación del declive de ciertas sociedades que, sin embargo, lo habían creado todo: el estado, la moneda, la escritura. De hecho, a largo plazo, la complejización de las estructuras familiares, que conduce a la disminución del papel de la mujer, termina sofocando a las sociedades. Por el contrario, el modelo arcaico de la familia nuclear produce sociedades que son menos imaginativas socialmente, pero más dinámicas, constantemente capaces de adaptarse a las circunstancias.

Trabajos futurosEditar

En sus últimas obras, Emmanuel Todd explica que a lo largo del siglo XX han desaparecido los antiguos sistemas familiares complejos de Europa, como la familia troncal de Alemania o la familia comunitaria exógama de la Italia central, y que reglas de herencia igualitarias reemplazaron hace largo tiempo a la unigenitura allí donde esta era practicada, como en Alemania, en Japón o en la región de Toulouse. En general, la urbanización y el desarrollo económico están produciendo desde hace largo tiempo en todo el mundo la paulatina desaparición de los sistemas familiares complejos y el paso a un predominio de sistemas familiares nucleares. Sin embargo, en Europa, donde más avanzado está este proceso, puede hablarse de una verdadera "atomización" de los hogares, más que de un predominio de la familia nuclear, debido a la abundancia de hogares que albergan personas solas o parejas sin hijos. El autor francés afirma que en obras futuras abandonará el estudio de los sistemas familiares tradicionales de Europa y abordará el estudio de los sistemas familiares actuales de Europa. Sin embargo, insiste en que los sistemas familiares complejos recientemente desaparecidos en muchas sociedades desarrolladas siguen ejerciendo una importante influencia sobre la cultura de estas sociedades, aunque ya no existan o sean minoritarios. Así, para él la cultura de algunas sociedades como Alemania o Japón sigue siendo la propia de sociedades cuyo sistema familiar es troncal, mientras que la cultura de sociedades como Rusia o China sigue siendo la propia de sociedades cuyo sistema familiar es la familia comunitaria exógama, aunque ya esté casi desaparecido tanto el sistema familiar troncal que predominó tradicionalmente en Alemania o Japón como el sistema de familia comunitaria exógama que predominó tradicionalmente en China o Rusia.

Así mismo, continúa trabajando en el segundo tomo de "El origen de los sistemas familiares", que clasificará los sistemas familiares tradicionales de África, América y Oceanía y explicará su evolución histórica.

Debe destacarse que si bien los sistemas familiares troncales y comunitarios han desaparecido o se han tornado minoritarios en los países más desarrollados del mundo, ello ha sido consecuencia principalmente de la creciente urbanización más que de un cambio acontecido en las áreas rurales. En las áreas rurales continúan operando lógicas semejantes a las que guiaban los sistemas familiares tradicionales. Así, un estudio de Michel Blanc y Philippe Perrier-Cornet realizado en 1990-91 y publicado en 1993 demostraba la continuidad entre las prácticas sucesorias agrícolas tradicionales y las actuales. El estudio demostraba que en las familias de agricultores irlandeses y alemanes continuaba predominando la transmisión del grueso de los bienes a un solo hijo y las relaciones paternofiliales autoritarias, a la imagen de la familia troncal tradicional, si bien el hijo sucesor ya no vivía bajo el mismo techo que sus progenitores tras casarse. De hecho, en la Alemania rural se había expandido la desigualdad sucesoria en época reciente, pues la familia nuclear igualitaria había dado paso a la familia troncal en las áreas rurales del sudoeste de Alemania durante el siglo XX. Por el contrario, entre las familias de agricultores de la mayor parte de Francia, Italia, España y Portugal, así como toda Grecia, Bélgica y Dinamarca predominaba la práctica de transmitir los bienes en partes iguales a todos los hijos de ambos sexos, si bien en Italia, España y Grecia solía efectuarse una división física de la tierra entre todos los hijos, mientras que en Francia, Bélgica y Dinamarca era más frecuente transmitir la explotación agrícola íntegra a un solo hijo y que el resto de hijos recibieran una compensación monetaria equivalente al valor de la parte de la tierra que les correspondía, según su precio de mercado (o bien vender íntegramente la explotación agrícola a un solo hijo por su precio de mercado, lo cual suponía lo mismo en la práctica). En Portugal se hallaban muy presentes ambas prácticas, tanto la división física de la explotación agrícola como su transmisión íntegra a un solo hijo pero preservando la igualdad entre los herederos. Sin embargo, contradiciendo la teoría de Todd, las relaciones paternofiliales también solían tener un cariz autoritario en Italia, Portugal, España y Grecia; únicamente en Dinamarca las relaciones paternofiliales eran de tipo liberal, mientras que Francia era heterogénea a este respecto y Bélgica no era objeto de estudio en esta cuestión. Entre las familias de agricultores de Reino Unido y Países Bajos predominaban las relaciones paternofiliales liberales y la transmisión íntegra de la explotación agrícola a un solo hijo, pero con compensaciones a los hijos no sucesores que eran más generosas que en el caso de Irlanda y Alemania y que a menudo hacían dudar de que el hijo sucesor hubiese sido realmente privilegiado en la transmisión de los bienes, cosa congruente con la clasificación que hace Todd de Reino Unido y Países Bajos como caracterizados por el predominio de un sistema de familia nuclear absoluta (si bien los agricultores daneses también habrían tenido tradicionalmente un sistema de familia nuclear absoluta de acuerdo con Todd y sin embargo según este estudio su sistema familiar actual sería la familia nuclear igualitaria). El estudio constató el declive de la práctica de la corresidencia en las familias de agricultores europeos, pues no solo había desaparecido la corresidencia literal, bajo el mismo techo entre los progenitores y su hijo sucesor en las familias de agricultores irlandeses y alemanes, sino que también había desaparecido en 1990-91 la costumbre de que una pareja de recién casados conviviera durante un corto periodo de tiempo con los progenitores de uno de los cónyuges antes de emanciparse; en la Bélgica rural y en las áreas rurales de la Bretaña de lengua bretona y los departamentos franceses de Vandea y Deux Sevres predominó tradicionalmente la corresidencia temporal bilocal tras el matrimonio, mientras que en las áreas rurales de Grecia, de Córcega, de Niza, del centro y sur del Delfinado, de Saboya, del Venaissin, del Rosellón, de Provenza, de todo el Languedoc a excepción de las Cevennes y del norte de Italia predominó tradicionalmente la corresidencia temporal patrilocal tras el matrimonio. También había desaparecido la costumbre de transmitir los bienes en partes iguales a todos los hijos varones pero discriminar a las hijas, costumbre esta que había predominado tradicionalmente en las áreas rurales de Córcega, la Provenza, Niza, Saboya, el centro y sur del Delfinado, el Venaissin, el Rosellón, todo el Languedoc a excepción de las Cevennes y el norte de Italia, pero que a lo largo de los siglos XIX y XX había sido reemplazada en las mismas áreas por la práctica de transmitir los bienes en partes iguales a todos los hijos sin distinción de sexo. Durante el siglo XIX la transmisión de los bienes en partes iguales a los hijos varones y la exclusión de las hijas dio paso a la transmisión de los bienes en partes iguales a todos los hijos de ambos sexos en la Provenza, Niza, el Rosellón, el Venaissin, todo el Languedoc a excepción de las Cevennes y el centro y sur del Delfinado, mientras que durante el siglo XX se produjo un cambio similar similar en Saboya, Córcega, el Tesino y el norte de Italia. En la región francesa de Normandía también predominaba antes de 1666 la práctica de transmitir los bienes en partes iguales a los hijos varones pero excluir a las hijas de la transmisión del patrimonio; sin embargo, en Normandía esta práctica comenzó a ser sustituida paulatinamente a partir de 1666 por la práctica de transmitir los bienes en partes iguales a todos los hijos sin distinción de sexo, práctica esta que en 1791 se consolidó definitivamente como predominante en toda la región debido a la aprobación de nuevas leyes sucesorias para todo el ámbito nacional que establecían la igualdad entre todos los hijos sin distinción de sexo.

EnsayosEditar

La descomposición de la URSSEditar

Todd publica en 1976 La Chute finale, su primer libro. Todd predice "la descomposición de la esfera soviética" por medio de un enfoque histórico. Como era imposible obtener datos fiables de la URSS o visitar este país en condiciones satisfactorias, era necesario analizar este país como historiador, del mismo modo que se estudiaría la historia de los campesinos de la Edad Media; es decir con fuentes muy limitadas. Fue suficiente para construir un modelo basado en algunos datos estadísticos, especialmente demográficos, mortalidad infantil, tasa de suicidio, etc.[12]​, testimonios e historias. Tal vez no sea tanto el tema de este trabajo lo que sorprende [13]​como la metodología que atrae la atención: el poder de su análisis descansa en una interpretación antropológica. En ese momento, en un entorno (particularmente agudo en Francia) de denuncia del totalitarismo, la mayoría de los ensayistas e historiadores sovietólogos, encabezada por los nuevos filósofos, no deja de tener miedo a un aumento de la "amenaza soviética" y no cree en la desaparición de la URSS. En un momento en que el Partido Comunista Francés sigue siendo el partido dominante de la izquierda y el clima internacional es relajante, el trabajo de Emmanuel Todd tiene un bajo impacto en Francia, pero es bien recibido.[14]​ Los informes en los medios fueron numerosos, pero la información se olvidó rápidamente.[15]​ El historiador Marc Ferro considera retrospectivamente que este es el "éxito más memorable de la clarividencia en el análisis crítico".[16]

En 1980, publicó una traducción del libro de Christopher Lasch, El complejo de Narciso, The New American Sensitivity,[17]​ al que a menudo se referirá más adelante, por ejemplo, en el libro Après la démocratie.

En 1979, Le fou et le prolétaire (“El loco y el proletario”), tema en su tesina, dedicada a Jean-François Revel, es un primer intento de explicar el surgimiento de las ideologías en el siglo XX, pero en un enfoque puramente psicológico. La problemática de la esquizofrenia está en el centro de su pensamiento cuando se opone al tipo de análisis liberal o marxista que reduce al hombre a la función del homo œconomicus.

Decadencia de los Estados Unidos, emancipación de EuropaEditar

Todd publica After the Empire en 2002. Este libro es una reflexión prospectiva sobre el declive del poder de los Estados Unidos, su colapso económico y estratégico, su incapacidad para afirmarse como la única superpotencia en el mundo. Esta prueba es una oportunidad para que Todd anticipe una gran crisis financiera: "¿Cuál es esta economía en la que los servicios financieros, seguros y bienes raíces han crecido dos veces más rápido que industria entre 1994 y 2000?". Y llega a la siguiente conclusión: "Todavía no sabemos cómo y a qué ritmo los inversores europeos, japoneses y de otro tipo serán arrancados, pero lo serán. Lo más probable es un pánico en el mercado de escala sin precedentes seguido de un colapso del dólar, una cadena que pondría fin al estado económico "imperial" de los Estados Unidos. El libro es un superventas internacional, traducido a más de veinticinco idiomas.[18]​ El 7 de septiembre de 2007 en una intervención pública rara, Osama bin Laden llama al pueblo estadounidense a estudiar las ideas de algunos intelectuales, y de acuerdo con Pierre-André Taguieff se referiría, sin nombrarlo, a la obra de Emmanuel Todd.[19]

Refiriéndonos a los teóricos del "Choque de civilizaciones", Emmanuel Todd editó con el demógrafo libanés Youssef Courbage, Rendez-vous des civilizations (2007). Basado en un análisis demográfico del mundo musulmán, este trabajo científico invierte la perspectiva común al mostrar en particular que el mundo árabe se está modernizando, con un aumento de la alfabetización y una rápida disminución de la fertilidad. Los autores se sorprenden de que este desarrollo, comparable al de Europa en otros momentos de la historia, no produzca una crisis de transición que, más allá del extremismo religioso, conduzca a una agitación política. , especialmente en Túnez. ¡Después del estallido de las revoluciones árabes, Todd especifica en el libro Alá es para nada! (2011) que el colapso de la endogamia característica de la organización de la familia árabe fue la variable que permitió la liberación de estas sociedades.

Tomas de posiciónEditar

La división social y la era posdemocráticaEditar

En 1995, escribió, para la Fundación Saint-Simon, una nota titulada "Los orígenes del malestar político francés". Este análisis lo hizo consciente de los medios de comunicación, que erróneamente le atribuyeron la paternidad de la expresión "fractura social", expresión que en realidad proviene de un texto de Marcel Gauchet.

Dijo que el mundo de los medios políticos ha entrado en la fase de posdemocrática a finales del siglo XX, separándose de las preocupaciones del proletariado y las clases medias que se han alejado de la "élite", como lo demuestran las campañas del sí en el referéndum sobre el Tratado de Maastricht en 1992, el referéndum sobre la Constitución Europea en 2005, o la reforma de las pensiones de 2010.

Proteccionismo europeoEditar

Todd defiende la idea proteccionista desde la década de los 90 sobre la base de la obra de Friedrich List, del cual inicia la reedición del libro Sistema Nacional de Economía Política en 1998.[20]​ Todd dice que el proteccionismo a través la Unión Europea podría compensar los fallos de funcionamiento individuales de las divisas, el aumento de la desigualdad y combatir la presión salarial ejercidas en Europa a causa del libre comercio completo. Aboga por esta opción junto a los economistas Jean-Luc Gréau y Jacques Sapir, proponiendo un Manifiesto para un debate sobre el libre comercio. El 16 de junio de 2011, presentan una encuesta del IFOP financiada por este grupo: "Los franceses, el proteccionismo y el libre comercio".[21]

Sin embargo, desde 2012, Emmanuel Todd milita más a favor de la opción proteccionista Europea, al creer en la posibilidad de salvar el euro que él consideraba condenado irremediablemente, siendo el factor de crecimiento de las diferencias entre los países de la región euro. Hizo hincapié en que Europa se ha convertido en un sistema jerárquico y autoritario bajo la dominación alemana,[22]​ lo que lleva a la desindustrialización, en particular los países miembros de la zona del euro.[23]​ Desde la perspectiva de la historia a largo plazo, Emmanuel Todd cree que este fallo demuestra que las naciones europeas pueden superar pocas diferencias entre ellos y que Europa se encuentra en el curso ordinario de su historia, con sus antiguas contradicciones, mientras que había sido controlada por las grandes potencias de la época de posguerra.[24]

Mundo angloamericanoEditar

Habiendo estudiado en Cambridge, Todd mantiene vínculos privilegiados con el mundo angloamericano, donde pasa la mayor parte de su vida intelectual. En ese sentido explica en una entrevista que es "completamente pro-estadounidense".[25]

Elección de Barack ObamaEditar

Todd no comparte el entusiasmo que siguió a la elección del primer presidente mestizo en la historia de los Estados Unidos: “Un Estados Unidos presa del pánico acaba de elegirlo. Con esta crisis del sistema financiero estadounidense, en un país que cree mucho en el dinero, es un país en estado de pánico.”[26]

Brexit y elección de Donald TrumpEditar

Sintiéndose "en el campo ganador"[27]​ con estos dos eventos, Todd ofrece un análisis de estos fenómenos al reanudar su trabajo sobre los efectos dañinos del libre comercio y el avance intelectual del mundo angloamericano.

Habiendo anticipado el Brexit en 2014,[28]​ Todd ve la salida del Reino Unido de la Unión Europea como una demostración del autoritarismo de esta última. “Los británicos se van porque no les gusta la burocracia de Bruselas, claro, pero sobre todo porque tienen la libertad bajo su control”,[29]​ explica, o incluso: “La eurozona se ha convertido en un bloque autoritario, ansioso por mantener a reya a los Británicos y con ellos a la democracia liberal".[30]

En cuanto a la elección de Donald Trump en Estados Unidos, Emmanuel Todd no ensalza al personaje "sino a su electorado",[28]​ la denuncia del libre comercio, que también había permitido el ascenso de Bernie Sanders, habiendo favorecido su victoria contra Hillary Clinton.[31]​ Durante su mandato, Todd felicitó las medidas proteccionistas tomadas por Trump en quien veía a un neolista, "liberal en casa y estatista frente al resto del mundo".[32]

CitaEditar

“La idea de que, bajo el pretexto de que un país es democrático, sus ciudadanos, después de un debate interno, pueden legítimamente decidir bombardear a los ciudadanos de otro país es una idea que terminará matando a la democracia. Los Estados Unidos son más peligrosos que Irán para la paz”

Fuente: [33]

ObrasEditar

  • La chute finale: Essai sur la décomposition de la sphère soviétique (“La caída final: Ensayo sobre la descomposición de la esfera soviética”, 1976).
  • Le fou et le prolétaire (“El loco y el proletario”), Éditions Robert Laffont, París, 1979.
  • L'invention de la France (“La invención de Francia”, con Hervé Le Bras), Éditions Pluriel-Hachettes, París, 1981.
  • La troisième planète (“El tercer planeta”), Éditions du Seuil, colección Empreintes, París, 1983.
  • L'enfance du monde (“La infancia del mundo”) Éditions du Seuil, colección Empreintes, París, 1984.
  • La nouvelle France (“La nueva Francia”), Éditions du Seuil, colección L'Histoire immédiate, París, 1988.
  • L'invention de l'Europe (“La invención de Europa”), 1990.
  • Le destin des immigrés (“El destino de los inmigrantes”), 1994.
  • L'illusion économique. Essai sur la stagnation des sociétés développées (“La ilusión económica. Ensayo sobre el estancamiento de las sociedades desarrolladas”), 1998.
  • La diversité du monde: Famille et modernité (“La diversidad del mundo: Familia y modernidad”), Éditions du Seuil, colección L'histoire immédiate, París, 1999.
  • Après l'empire. Essai sur la décomposition du système américain (“Después del imperio: Ensayo sobre la descomposición del sistema estadounidense”), Gallimard, 2002.
  • Le rendez-vous des civilisations (“La cita de las civilizaciones”, junto a Youssef Courbage), Le Seuil, colección La République des idées, 2007.
  • Après la démocratie (“Después de la democracia”), Gallimard, París, 2008.
  • Después del imperio. Ensayo sobre la descomposición del sistema norteamericano, Foca, 2003, 978-84-95440-37-2
  • Encuentro de civilizaciones, Foca, 2009, 978-84-96797-12-3
  • Después de la democracia, Akal, 2010, 978-84-460-3146-8
  • Allah n'y est pour rien !, Paris, Le Publieur, coll. arretsurimages.net, 2011. Publié également en allemand.
  • Le mystère français, (en collaboration avec Hervé Le Bras), Paris, Le Seuil, coll. « La République des idées », mars 2013 (ISBN 2021102165).
  • Qui est Charlie?, Seuil, 2015, 252 p. (ISBN 978-2021279092)
  • Où en sommes-nous ? Une esquisse de l'histoire humaine, Paris, Le Seuil, coll. « Sciences humaines », 2017 (ISBN 9782021319002).
  • Futuro : L'Origine des systèmes familiaux, Tome 2 : l'Afrique, l'Amérique et l'Océanie.

Enlaces externosEditar

Proteccionismo y democracia. Entrevista a Emmanuel Todd, por Karim Emile Bitar (En francés), publicado en L'ENA hors les murs, la ENA Revista de graduados de la Escuela Nacional de Administración de Francia (École Nationale de Administration, ENA).

ReferenciasEditar

  1. (fr) Pour Todd, pas de "choc" mais un "rendez-vous des civilisations", Rue89, 19 de septiembre de 2007.
  2. En L'illusion économique o en Après la démocratie
  3. en L'illusion économique. Essai sur la stagnation des sociétés développées
  4. En La Troisième Planète : Structures familiales et système idéologiques]], La Nouvelle France y L'Invention de l'Europe.
  5. Mendras, Henri. «Todd Emmanuel, La troisième planète : structures familiales et systèmes idéologiques.». Revue française de sociologie (en fr-FR) 25 (3). Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  6. Lagrange, Hugues; Roche, Sebastian. «Types familiaux et géographie politique en France». Revue française de science politique (en fr-FR) 38 (6): 941-964. doi:10.3406/rfsp.1988.411179. Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  7. Tréanton, Jean-René. «Faut-il exhumer Le Play ? Ou les héritiers abusifs». Revue française de sociologie (en fr-FR) 25 (3). Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  8. «Origine et avenir des systèmes familiaux». MSHSUD.TV (en francés). Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  9. Pierre Chaunu, à propos de La troisième planète, Le Figaro, janvier 1983. 
  10. Rencontre avec Emmanuel Todd [archive] - Émission de Patrice Galbeau diffusée sur France Culture le 27 février 1983 en présence de l'auteur, de Pierre Chaunu et de Jean-Marie Gouesse, maître de conférences en histoire moderne à l'Université de Caen. Rediffusée le 27 janvier 2013. 
  11. Dialogues, Librairie. L'origine des systèmes familiaux, Tome 1, L'Eur... - Emmanuel Todd - Gallimard (en francés). Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  12. «Qu'est-il arrivé à Emmanuel Todd?». LExpress.fr (en francés). 10 de mayo de 2015. Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  13. «Emmanuel Todd - Histoire de familles - Herodote.net». www.herodote.net (en francés). Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  14. algemost (30 de julio de 2011), 1976 Radioscopie avec Emmanuel Todd, consultado el 25 de octubre de 2017 .
  15. Commentaire en annexe de la réédition de La chute finale, 1990, p. 348. 
  16. Marc Ferro, L'Aveuglement : Une autre histoire de notre monde, éditions de Noyelles, 2015, p. 91. 
  17. texte, Lasch, Christopher (1932-1994). Auteur du (1980). «BnF Catalogue général». catalogue.bnf.fr (en francés). Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  18. Émission Esprits libres, animée par Guillaume Durand et diffusée le 14 septembre 2007 sur France 2. 
  19. Pierre-André Taguieff, La nouvelle propagande antijuive, PUF, mai 2010, p. 362. 
  20. Friedrich List, Système national d'économie politique, préface d'Emmanuel Todd, collection Tel, Gallimard, 1998. 
  21. Sondage IFOP : Les vidéos intégrales de la conférences de presse [archive] - manifestepourundebatsurlelibreechange.eu, 17 juin 2011. 
  22. «Emmanuel Todd : «Une autodestruction de l’Europe sous direction allemande»». Libération.fr (en francés). Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  23. Libres, Les Champs (22 de noviembre de 2012), Comment changer l’Europe ?, consultado el 25 de octubre de 2017 .
  24. «CHAIRE STEWARDSHIP OF FINANCE – Conférence d’Emmanuel Todd, le 5 décembre 2012 – Blog de Paul Jorion». www.pauljorion.com (en fr-FR). Consultado el 25 de octubre de 2017. 
  25. «Emmanuel Todd : "Je suis complètement pro-américain" - Vidéo Dailymotion». Dailymotion. Consultado el 26 de julio de 2021. 
  26. «Todd : « Je suis inquiet pour Obama »». BFMTV (en francés). Consultado el 26 de julio de 2021. 
  27. Le Gros Journal de Emmanuel Todd : l’homme qui n’avait pas peur de Trump, consultado el 26 de julio de 2021 .
  28. a b «[Synthèse finale] L’Allemagne tient le continent européen – Interview d’Emmanuel Todd». Les-Crises.fr (en francés). 7 de febrero de 2017. Consultado el 26 de julio de 2021. 
  29. XipeTotec. «Suivre les Anglais est conforme à notre tradition révolutionnaire (Todd)». Club de Mediapart (en francés). Consultado el 26 de julio de 2021. 
  30. XipeTotec. «Brexit : "Si les Anglais se couchent, nous entrons dans la nuit" (E. Todd)». Club de Mediapart (en francés). Consultado el 26 de julio de 2021. 
  31. «Emmanuel Todd : « Le discours disant que le vote Trump est le vote des petits blancs racistes est absurde, c’est le contraire. »». Les-Crises.fr (en francés). 16 de noviembre de 2016. Consultado el 26 de julio de 2021. 
  32. Interdit d’interdire : l'économie européenne est-elle trop libérale ou pas assez ?, consultado el 26 de julio de 2021 .
  33. En francés, L'idée que, sous prétexte qu'un pays est démocratique, ses citoyens, après délibération entre eux, ont la légitimité de bombarder les citoyens d'un autre pays est une idée qui va finir par tuer la démocratie. Les Etats-Unis sont plus dangereux que l'Iran pour la paix, entrevista en la bitácora (blog) marroquí blog.ma