Abrir menú principal

La industria del sexo es el término dado a la industria comercial de las empresas que emplean a trabajadores sexuales en varias capacidades, por lo general relacionadas con lo que se describe como entretenimiento para adultos que incluye erotismo y pornografía, ya que comprende una serie de formas de entretenimiento relacionados con el sexo.

La industria del sexo representa una parte importante de la economía mundial. Originalmente se basaba en espectáculos en directo en locales como cabarets y clubes nocturnos, pero debido a los avances tecnológicos, la industria ha derivado a formatos multimedia, tales como sexo telefónico, vídeos caseros, DVD, pay-per-view, vídeo streaming y vídeos bajo demanda.

Ejemplos de los tipos modernos de las empresas que operan en la industria del sexo son Hustler (una revista mensual para hombres); SexTV: The Channel (un canal de televisión digital por cable); randimg.com (un popular sitio web), Artemis (un mega-burdel en Alemania ), y Ann Summers (una exitosa cadena británica de sex shops ).

Tipos de negociosEditar

Películas para adultosEditar

La explosiva popularidad de la videograbadora en los años 1970 y 1980 condujo a un crecimiento sin precedentes para la industria cinematográfica para adultos. La portabilidad de la tecnología proporcionó una mayor disponibilidad de las denominadas "películas sucias" más allá del ámbito de los simples proyectores de cine de la época anterior, con grandes ganancias y de mejor calidad, a los valores de producción. Cada año, los Premios AVN, incluyendo categorías como las de Mejor producción en alta definición y Mejor Nuevo Starlet se dan a determinadas películas para adultos.

InternetEditar

Los primeros ordenadores personales capaces de comunicarse en la red llevaron a la llegada de los servicios en línea para adultos a principios de los años 1990. Al inicio de los primeros días de la World Wide Web creció rápidamente la denominada Burbuja.com, en parte impulsada por un increíble aumento global de la demanda y consumo de pornografía y erotismo. Asimismo, comenzaron a aparecer numerosos sitios web donde las trabajadoras sexuales podían anunciarse para captar clientes.

Proveedores de servicios para adultosEditar

 
Prostituta en la vitrina de un burdel.

Un trabajador sexual, también llamado proveedor de servicios para adultos , o proveedor de sexo para adultos, ofrece servicios sexuales para adultos. Esto puede incluir escoltas, prostitutas, sex show, bailarinas eróticas, sexo telefónico, videochat para adultos, etc.

Enlaces externosEditar