Marfil del Arcángel

El Marfil del Arcángel es el mayor panel de marfil bizantino que se conserva, actualmente en el Museo Británico de Londres. Fechado a principios del siglo VI, representa a un arcángel que sostiene un cetro y un orbe imperial.

Marfil del Arcángel
Byzantine ivory 801.jpg
Autor Anónimo
Constructor Justiniano I
Creación años 520
Ubicación Museo Británico
Londres
Estilo Arte bizantino
Material marfil
Dimensiones 42,9 × 14,3 cm

DescripciónEditar

El personaje Suele identificarse como el arcángel Miguel, y se supone que el panel formaba la parte derecha de un díptico, mientras que la mitad izquierda, que se ha perdido, podría representar al emperador Justiniano I (que reinó entre 527 y 565),[1]​ a quien el arcángel ofrecería las insignias del poder imperial. El panel es la pieza individual de marfil bizantino más grande que se conserva,[1]​ con sus 42,9 × 14,3 cm.[2]​ Es, junto con el Díptico Barberini, uno de los dos importantes marfiles bizantinos del siglo VI que se conservan y que se atribuyen a los talleres imperiales de Constantinopla bajo el reinado de Justiniano,[3]​ aunque la atribución se presupone sobre todo por el tamaño y el trabajo artesanal.[1]

La figura está representada en un estilo muy clásico, con vestimenta griega o romana y con un rostro juvenil y proporciones que se ajustan a los ideales de la escultura clásica. El espacio arquitectónico, sin embargo, es más típicamente bizantino en su flexión de la lógica espacial: los pies del arcángel están en la parte superior de una escalera que se aleja de la base de las columnas, pero sus brazos y alas están delante de las columnas.[2]​ Los pies tampoco están firmemente plantados en los escalones.

En la parte superior hay una inscripción en griego, cuya traducción es diversa. Traducida como «Recibe a este suplicante, a pesar de su pecaminosidad», podría ser una expresión de humildad por parte de Justiniano.[1]​ Interpretada como el comienzo de una inscripción que continúa en el segundo panel perdido, podría decir: «Recibe estos dones, y habiendo aprendido la causa...».[2]

ReferenciasEditar

  1. a b c d Robin Cormack (2000). Oxford History of Art. Oxford University Press. pp. 45–47. ISBN 0-19-284211-0. (requiere registro). 
  2. a b c Marilyn Stokstad (2004). Medieval Art. Westview Press. pp. 67–68. ISBN 0-8133-4114-0. (requiere registro). 
  3. A. Cutler, "The making of the Justinian diptychs", Byzantion 54 (1984), pp. 75-115.

BibliografíaEditar