José I Bonaparte (hermano mayor de Napoleón Bonaparte), colocado por Napoleón como Rey de España.

El nepotismo es la preferencia que tienen funcionarios públicos para dar empleos a familiares o amigos, sin importar el mérito para ocupar el cargo, sino su lealtad o alianza.[1]

Según Murídicas,[2] en países donde se ejerce la meritocracia (en su concepción de darwinismo social), el nepotismo es generalmente negativo y se considera corrupción. Viene determinada por el propio empresario, propietario y gestor de los bienes de producción, en su propio interés y provecho.

De acuerdo con el numeral 2 del artículo 21 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos: "Toda persona tiene el derecho de acceso, en condiciones de igualdad, a las funciones públicas de su país". Por lo que el nepotismo violenta el derecho humano de acceso a funciones públicas de todos aquellos que se ven privados de oportunidades para competir justamente por un cargo público.

Índice

HistoriaEditar

PisístratoEditar

En la tiranía de Pisístrato, para proteger su poder y planes con el pueblo de Atenas entregó la mayoría de los cargos políticos y públicos a sus familiares y amigos más cercanos.

Imperio RomanoEditar

En los tiempos de la República romana hubo un caso muy destacado, el de Pompeyo y su suegro Metelo Escipión. Pompeyo legó a Escipión dos legiones aunque Escipión mostraba una gran ineptitud en ámbitos militares. El caso fue denunciado en el Senado por Marco Antonio que era un tribuno de la plebe favorable a César, pero no se pudo hacer nada debido a que el Senado en esos momentos estaba dominado por los boni (un término que significa "hombres buenos" en latín) y que fue activamente utilizado por varios líderes políticos en la época final de la República Romana.

IglesiaEditar

En la Edad Media, algunos Papas y obispos católicos criaban sus hijos naturales como "sobrinos" y les daban preferencia. Algunos papas son conocidos por haber elevado a sus parientes a ser cardenales de la iglesia.

Tales técnicas se usaban a menudo como una forma de continuar una dinastía papal. Así, el Papa Calixto III, de la familia Borja, convirtió a dos de sus sobrinos en cardenales; uno de los cuales, Rodrigo, usó esta posición para finalmente llegar a ser pontífice (Alejandro VI). El mismo Alejandro VI promovió al joven Alejandro Farnesio, hermano de su amante Julia Farnesio, como cardenal; que llegaría a ser Papa con el nombre de Pablo III. Pablo III también practicó el nepotismo al promover como cardenales a sus dos nietos (de catorce y dieciséis años).

Imperio NapoleónicoEditar

El gobierno de Napoleón es un típico caso de nepotismo, ya que otorgó varios cargos públicos a sus familiares, entre ellos su hermano José Bonaparte (apodado Pepe Botella), que fue nombrado rey de España.

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  1. Real Academia Española (2014). «nepotismo». Diccionario de la lengua española (23.ª edición). Madrid: Espasa. 
  2. Políticas y Sociales. Heliasta. 1989. Buenos Aires. República de Argentina

Enlaces externosEditar