Los aloterios (Allotheria) constituyen el grupo de mamíferos más primitivo conocido hasta el momento. Fueron descritos por Marsh en 1880 y se caracterizan por la posesión de dientes con múltiples cúspides. De hecho, el orden que tradicionalmente se ha asociado a esta subclase, Multituberculata, debe su nombre a esta circunstancia (cúspides ≈ tubérculos).

Symbol question.svg
 
Aloterios
Rango temporal: 200 Ma-56 Ma
Gobiconodon.jpg
Taxonomía
Reino: Animalia
Filo: Chordata
Subfilo: Vertebrata
Clase: Mammalia
Subclase: Allotheria
Marsh, 1880
Órdenes

Véase el texto

Caracterización de los aloteriosEditar

Cuando estudiamos sus fósiles, son numerosas las evidencias que nos hacen recordar a los actuales roedores e insectívoros. Su aspecto podía ser similar al de las ardillas dados sus hábitos eminentemente arborícolas.

Tenían la pelvis estrecha, por lo que se supone que parían con huevos como los actuales monotremas o sus crías nacían muy prematuras como ocurre con los marsupiales.

Además, como éstos, carecían de caninos y sólo poseían un par de incisivos en la mandíbula superior. Se supone, por tanto, que ocupaban un nicho similar al que ahora ocupan las especies del orden Rodentia y como ellos, alcanzaron una gran diversidad de especies.

No es casualidad que su declive comenzó precisamente cuando los más modernos y mejor preparados roedores comenzaron su diversificación y exitosa expansión por todo el planeta.

TaxonomíaEditar

En la actualidad, y a pesar de las controversias, se consideran también aloterios los fósiles pertenecientes a los órdenes Gondwanatheria y Haramiyida.[1][2][3][4]

--o Mammalia Linnaeus, 1758
  |-o Prototheria Gill, 1872
  |-o Allotheria Marsh, 1880 (†)
  | |-o Gondwanatheria Mones, 1987 (†)
  | |-o Haramiyida Simpson, 1947 (†)
  | `-o Multituberculata Cope, 1884 (†)
  |-o Holotheria Wible, Rougier, Novacek, McKenna & Dashzeveg, 1995
  `-o Triconodonta Osborn, 1888 (†)

Adaptación y distribución geográficaEditar

A juzgar por los numerosos hallazgos fósiles de estos animales y de lo ampliamente distribuidos por todo el planeta, es de suponer que, a pesar de no haber conseguido alcanzar tiempos recientes, poblaron exitosamente La Tierra durante gran parte de su historia, desde finales del Triásico hasta comienzos del Terciario.

En efecto, a lo largo de sus más de 100 millones de años de existencia, los aloterios fueron capaces de superar las severas e inestables condiciones de vida y, aprovechando los recursos que proporcionaban los nichos ecológicos que aún no habían sido ocupados por reptiles y dinosaurios, comenzaron una relativamente vertiginosa carrera evolutiva que les llevó a convertirse en los animales dominantes en La Tierra durante el Cretáceo.

Tal era su capacidad de adaptación y el buen estatus en el que se hallaban las poblaciones de estos animales que lograron sobrevivir a la extinción masiva del Cretácico-Terciario, acontecida hace 65 millones de años y durante la cual llegaron a extinguirse los poderosos dinosaurios.

Salvo en Australia y la Antártida, son conocidos restos de estos mamíferos en los demás continentes. Sirven como muestra algunos de estos hallazgos:

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  1. Kielan-Jaworowska, Z. & Hurum, J. H. (2001) Phylogeny and systematics of multituberculate mammals. Palaeontology Vol. 44
  2. Butler P.M. & Hooker, J.J. (2005) New teeth of allotherian mammals from the English Bathonian, including the earliest multituberculates. Acta Palaeontologica Polonica Vol. 50 Documento pdf.
  3. Mikko Haaramo (2007) Mikko's Phylogeny Archive
  4. McKenna, M.C., y Bell, S.K. (1997) Classification of Mammals Above the Species Level. Columbia University Press, New York. ISBN 0-231-11013-8

Enlaces externosEditar