Casus belli[1] es una expresión latina, traducible al español como «motivo de guerra»,[2] que hace referencia a la circunstancia que supone causa o pretexto para iniciar una acción bélica.[3] El surgimiento del término se da en el contexto del Derecho internacional de finales del siglo XIX, como consecuencia de la doctrina política del ius in bello.[4]

El casus belli, como parte del ius in bello o "Derecho de guerra", busca regular las acciones bélicas de los distintos países, de manera que a priori prohíbe el recurso a la fuerza armada para resolver conflictos, pero permite el uso del aparato militar contra otro Estado bajo el principio de ultima ratio, es decir como último recurso.[cita requerida]

ReferenciasEditar

  1. «[...] cuando se empleen en textos escritos en español, lo más adecuado, en consonancia con el uso culto mayoritario, es que las locuciones latinas reciban el mismo tratamiento que las otras lenguas (ver § 2.1.2) y, por tanto, se escriban en cursiva (o entre comillas) y sin acentos gráficos, ya que estos no existen en la escritura latina». Citado en RAE y ASALE (2010), «La ortografía de las expresiones procedentes de otras lenguas: locuciones latinas y dichos o citas en latín», Ortografía de la lengua española, Madrid: Espasa Calpe, pp. 610-612, ISBN 978-6-070-70653-0 .
  2. Real Academia Española y Asociación de Academias de la Lengua Española (2014). «casus belli». Diccionario de la lengua española (23.ª edición). Madrid: Espasa. ISBN 978-84-670-4189-7. Consultado el 3 de junio de 20117. 
  3. Juliana, Enric (5 de julio de 1996). «CiU advierte al Gobierno que una cesión de mayor poder a los alcaldes será casus belli» (PDF). La Vanguardia: 33. 
  4. Vallory i Subirà, Eduard; Grasa, Rafael (26 de enero de 2003). «¿Es legítima la guerra?» (PDF). La Vanguardia: 28. 

Enlaces externosEditar