Abrir menú principal

Mosaico

obra pictórica elaborada con pequeñas piezas de piedra, cerámica o vidrio
Mosaico romano de león herido en la villa romana de La Olmeda, Pedrosa de la Vega (Palencia, Castilla y León).

Un mosaico (del latín (opus) mosaĭcum, traducido como "(obra) relativa a las Musas"[1]​) es una obra artística elaborada con pequeñas piezas de piedra, cerámica, vidrio u otros materiales, de diversas formas y colores, llamadas teselas, unidas sobre un lecho aún fresco de yeso, cal y polvo de arcilla, cemento u otro aglomerante para formar composiciones decorativas geométricas, figurativas o abstractas.[2]

Esencialmente, es un arte decorativo que puede adornar paredes, pavimentos, bóvedas de edificios suntuosos u otros elementos, como columnas. En cierto modo se asemeja y/o imita composiciones pictóricas, alfombras o tapices.[2]

Al mosaico vegetal o mosaico de madera se le llama taracea.[3]

Índice

EtimologíaEditar

 
Villa Romana del Casale di Piazza Armerina
 
Mosaico bizantino

La palabra griega μoυσα-ης (mousa-es) significa ‘musa’; μουσειoς-α-oν (mouseios-a-on), ‘concerniente a las musas’; μoυσειoν-oυ (mouseion-ou), ‘templo de las musas’, ‘lugar donde residen las musas’.

La palabra μoυσειoν (mouseion) dio origen al latín musivus -a -um, que es el antecedente de mosaico. Se dice que los romanos consideraban tan exquisito el arte de hacer mosaicos que pensaban que solo podían crearlo las musas o los favorecidos por ellas.

HistoriaEditar

Se observa en los yacimientos de la ciudad asiria llamada Nínive. Se ha podido ver que decoraban las paredes y las columnas con pequeños trozos de arcilla de colores conformando diseños geométricos.

 
Mosaico en la Basílica de San Vitale en Rávena (Italia). Detalle del presbiterio.

La técnica del mosaico proviene de un perfeccionamiento del primitivo pavimento que se hacía con guijarros y se denominaba con el término griego de lithostrotos (‘preparado con piedras’). En el mundo europeo fue muy frecuente y desde muy temprano (desde fines del siglo V a. C.) el pavimento compuesto por guijas de río (piedrecillas pequeñas que se encuentran en las orillas) de tamaños y de colores distintos. Con estas guijas se hacían dibujos sencillos de temas geométricos. En los pueblos de Castilla y León (en España) han seguido a través de los siglos esta tradición para los patios y vestíbulos de las casas. Es lo que llaman enguijarrado.

Este sistema de pavimentación se ha podido ver claramente en las casas de Olinto, antigua ciudad griega de la región de Macedonia en la península Calcídica, que fue destruida por Filipo II de Macedonia en el año 348 a. C., y en las ciudades de Pela y Corinto. Las escenas representadas con estos guijarros suelen ser del mundo marino, del repertorio homérico y del culto a Dioniso.

Todos los pueblos antiguos hicieron incursión en este arte tanto en la antigüedad clásica como en la de Mesoamérica. En la antigüedad clásica llegó a ser un producto muy elaborado y de gran lujo con la cultura helenística, en que se empezaron a realizar obras más complicadas con temas complejos y episodios de la vida cotidiana y de la mitología. Los materiales empleados también fueron más ricos (mármol, vidrio, ónice). El arte del mosaico adquiere su difusión en época del Imperio romano.

A lo largo de la historia de la humanidad el arte del mosaico se ha ido desarrollando y enriqueciéndose, adquiriendo el estilo y los materiales adecuados a cada época, hasta llegar al siglo XXI en que las obras de arte se siguen sucediendo.

TiposEditar

La palabra opus en latín designa la palabra "obra" para distinguir técnicamente la forma en que se cortan y colocan las piezas del mosaico. Existen diferentes tipos como, entre otros:[4]

  • Opus regulatum, en rejilla, todas las teselas se alinean tanto vertical como horizontalmente.
  • Opus sectile, yuxtaposición de grandes piezas de mármol o piedras duras de diferentes colores
  • Opus signinum, tejas partidas en trozos pequeños, mezcladas con polvo de ladrillo y cemento, y luego golpeadas con un pisón.
  • Opus tessellatum, teselas cúbicas, similares en tamaño, con colores diversos.
  • Opus vermiculatum, una o más filas de teselas siguen el borde de una forma especial para resaltar el contorno alrededor de una figura.

Véase tambiénEditar

ReferenciasEditar

  1. Mosaico. DIRAE. Consultado el 18 de julio de 2019.
  2. a b M. Ángeles Toajas Roger (junio de 2011). Glosario visual de técnicas artísticas. Mosaico. Madrid: Universidad Complutense de Madrid. p. 259. 
  3. Definición según el DRAE
  4. G. Fatás y G. M. Borrás (1993). Diccionario de términos de arte. Mosaico. Madrid: Ediciones del Prado. p. 166. ISBN 84-7838-388-3. 

BibliografíaEditar

  • Bailly, M. A. Dictionnaire Grec-Français. Librairie Hachette et Cie. París 1915.
  • Dictionnaire des Antiquités romaines et grecques. Librairie de Firmin-Didot et Compagnie. París 1883.
  • Poggi, Patrizia. Los mosaicos y los monumentos. Guía histórico-artística de Rávena. Cartolibrería Salbaroli.

Enlaces externosEditar