Muqattaʿat

Las muqattaʿat o letras misteriosas[1](en árabe, حُرُوف مُقَطَّعَاتḥurūf muqaṭṭaʿāt, 'letras separadas' o 'letras desconectadas'[nota 1]​) son combinaciones de entre una y cinco letras árabes que figuran al comienzo de 29 de los 114 capítulos (suras) del Corán justo después de la frase islámica بِاسْمِ اللّٰه bismillāh.[2]​ Las letras también se conocen como fawātiḥ (فَوَاتِح) o 'abridoras', ya que forman el verso de apertura de sus respectivas suras.

Cuatro suras llevan el nombre de su muqaṭṭaʿāt: Ṭā-Hā, Yā-Sīn, Ṣād y Qāf.

Se desconoce el significado original de las letras. Varias interpretaciones en el tafsir (exégesis en el islam) las han identificado como abreviaturas de nombres o cualidades de Dios, o bien del nombre o contenido de la respectiva sura.

ListadoEditar

Las muqatta'at se dan en los capítulos (suras) 23, 7, 1015, 1920, 2632, 36, 38, 4046, 50 y 68 del Corán. Las letras se escriben juntas como una palabra, aunque se deletrean por separado.

Sura Muqattaʿāt
árabe romanizado
al-Baqarah ا-ل-م ʾAlif Lām Mīm
Āl Imrān ا-ل-م ʾAlif Lām Mīm
al-Aʿrāf ا-ل-م-ص ʾAlif Lām Mīm Ṣād
Yūnus ا-ل-ر ʾAlif Lām Rā
Hūd ا-ل-ر ʾAlif Lām Rā
Yūsuf ا-ل-ر ʾAlif Lām Rā
Ar-Raʿd ا-ل-م-ر ʾAlif Lām Mīm Rā
Ibrāhīm ا-ل-ر ʾAlif Lām Rā
al-Ḥijr ا-ل-ر ʾAlif Lām Rā
Maryam ك-ه-ي-ع-ص Kāf Hā Yā ʿAin Ṣād
Ṭā Hā ط-ه Ṭā Hā
ash-Shuʿārāʾ ط-س-م Ṭā Sīn Mīm
an-Naml ط-س Ṭā Sīn
al-Qaṣaṣ ط-س-م Ṭā Sīn Mīm
al-ʿAnkabūt ا-ل-م ʾAlif Lām Mīm
ar-Rūm ا-ل-م ʾAlif Lām Mīm
Luqmān ا-ل-م ʾAlif Lām Mīm
as-Sajdah ا-ل-م ʾAlif Lām Mīm
Yā Sīn ي-س Yā Sīn
Ṣād ص Ṣād
Ghāfir ح-م Ḥā Mīm
Fuṣṣilat ح-م Ḥā Mīm
ash-Shūrā ح-م ع-س-ق Ḥā Mīm; ʿAin Sīn Qāf
Az-Zukhruf ح-م Ḥā Mīm
Al Dukhān ح-م Ḥā Mīm
al-Jāthiya ح-م Ḥā Mīm
al-Aḥqāf ح-م Ḥā Mīm
Qāf ق Qāf
Al-Qalam ن Nūn

Análisis estructuralEditar

 
Diagrama con las letras iniciales del Corán, con el número de frecuencias en cada una. Léase de derecha a izquierda.

Hay 14 combinaciones únicas; las más frecuentes son ʾAlif Lām Mīm y Ḥāʾ Mīm, que ocurren seis veces cada una. De las 28 letras del alifato, la mitad aparece como muqatta'at, ya sea individualmente o en combinaciones de dos, tres, cuatro o cinco letras. Las catorce letras son: ʾalif أ, هـ, ḥā ح, ṭā ط, ي, kāf ك, lām ل, mīm م, nūn ن, sīn س, ʿain ع, ṣād ص, qāf ق, ر. Las seis letras finales de la orden abŷadi (thakhadh ḍaẓagh) no se utilizan. Las letras representadas corresponden a las letras escritas sin signos diacríticos , además de yāʿ ي.[3]​ Es posible que el conjunto de letras muqatta'at pretendiese invocar una variante arcaica del alfabeto árabe inspirado en el alfabeto arameo.[4]

Algunas de estas letras aparecen siempre en conjunto con otras: por ejemplo, ʾAlif es seguido invariablemente por Lām. La gran mayoría de estas combinaciones comienzan con ʾAlif Lām o Ḥāʾ Mīm.

En 26 de los 29 casos, las letras son seguidas casi inmediatamente por la mención de la revelación coránica en sí (las excepciones son las suras al-ʻAnkabūt, ar-Rūm y al-Qalam); y algunos argumentan que incluso estos tres casos deberían incluirse, ya que más adelante se menciona la revelación en la sura. Más específicamente, se puede notar que en 8 casos el siguiente verso comienza «Estos son los signos...», y en otros 5 comienza «La Revelación...»; otros 3 comienzan «Por el Corán...», y otros 2 «Por el libro...». Además, todas menos 3 de estas suras son suras mecanas (las excepciones son las suras al-Baqarah, Āl ʾImrān y ar-Raʻd).

Lām y Mīm están unidos y ambos están escritos con una marca de prolongación. Una letra está escrita en dos estilos.[5][6]​ La letra 20:01 se usa solo al principio y en medio de una palabra y la de 19:01 no se usa como tal. Alif Lām Mīm (الم) es también el primer verso de las suras Al-Baqara,[7]Al-Imran,[8]Al-Ankabut,[9]Ar-Rum,[10]Luqman,[11]​ y As-Sajda.[12]

Interpretaciones de las letras misteriosasEditar

Son acrofoníasEditar

Se dice que Abd Allah ibn Abbas y Abdullah ibn Masud, como lo cita Abu Hayyan al-Gharnati en su Bahr al-Muhit, popularizaron la opinión de que cada letra representa palabras o frases relacionadas con Dios y sus atributos, es decir, que son acrofonías.

Representan el contenido de suraEditar

Fakhr al-Din al-Razi, un comentarista clásico del Corán, ha citado unas veinte propuestas diferentes respecto al significado de estas letras, y menciona en múltiples ocasiones que las letras representan los nombres de las suras designadas por Dios. Además, menciona que los árabes nombran las cosas en base a tales letras (por ejemplo, 'ojo' como ع, 'nubes' como غ y 'ballena' como ن).[13]Amin Ahsan Islahi apoyó la idea de al-Razi, argumentando que, dado que estas letras son nombres de suras, son nombres propios. Hamiduddin Farahi también atribuye significados simbólicos a las letras. Por ejemplo, nūn ن que simboliza 'pez' identifica la sura dedicada a Jonás, o ṭāʾ ط que representa a la 'serpiente' y presenta suras que mencionan la historia del Profeta Moisés y las serpientes.[14]

Ahsan ur Rehman (2013) afirma que existen vínculos fonológicos, sintácticos y semánticos entre las letras y el texto de los capítulos.

Son intrusiones o una corrupción de los escribasEditar

Entre los orientalistas occidentales, Theodor Nöldeke (1860) avanzó la teoría de que las letras eran marcas de posesión, pertenecientes a los propietarios de las copias del Corán usadas en la primera colección de Zayd ibn Thābit durante el reinado del califa 'Uthmān, por lo que finalmente las letras muqatta'at ingresaron a la versión final del Corán debido sencillamente a un descuido.

También era posible que las letras fueran monogramas de los propietarios. Nöldeke revisó más tarde esta teoría, respondiendo a la sugerencia de Otto Loth (1881) de que las letras tenían una conexión distinta con las figuras místicas y los símbolos de la Cábala judía. Nöldeke, a su vez, concluyó que las letras eran una referencia mística al texto arquetípico en el cielo que fue la base para la revelación del Corán.[15]​ Sin embargo, persuadido por la teoría original de Nöldeke, Hartwig Hirschfeld (1902) ofreció una lista de nombres probables correspondientes a las letras.[16]​ Keith Massey (1996), al señalar la aparente clasificación de conjuntos de las letras y la improbabilidad matemática de que fueran aleatorias o se refirieran a palabras o frases, argumentó a favor de alguna forma de la teoría de Nöldeke-Hirschfeld de que las «letras misteriosas» eran en realidad iniciales o monogramas de un nombre propio (de los escribas que originalmente transcribieron las suras). Aunque, Massey explica que «las letras, que aparecen solas, como qaf o nun, pueden no tener el mismo propósito que la colección en sí», admite además que las «letras misteriosas» de la sura 42 no tienen cabida en su clasificación propuesta,[17]​ ofreciendo así 2 posibles escenarios para su teoría.

La teoría hebrea[18]​ asume que las letras representan una importación del hebreo bíblico. Específicamente, la combinación Alif-Lam correspondería al dios hebreo El. También se han sugerido abreviaturas del arameo o del griego.

Bellamy (1973) propuso que las letras son restos de las abreviaturas de Bismillah.[19]​ La sugerencia de Bellamy fue criticada como improbable por Alford T. Welch (1978).[20]

Christoph Luxenberg en The Syro-Aramaic Reading of the Koran (2000) propuso que partes sustanciales del texto del Corán fueron tomadas directamente de la liturgia siríaca. Su explicación de las letras disociadas es que son restos de indicaciones para la recitación litúrgica de los himnos siríacos que terminaron siendo copiados en el texto árabe.[21]

Según la numerologíaEditar

Ha habido intentos de dar interpretaciones numerológicas a las muqatta'at. Loth (1888) sugirió una conexión con la gematría bíblica.[22]Rashad Khalifa (1974) afirmó haber descubierto un código matemático en el Corán basado en estas iniciales y el número 19. Según sus afirmaciones, estas iniciales aparecen a lo largo de sus respectivos capítulos en múltiplos de diecinueve[23]​ que se menciona en la sura 74:30.[24]

El Báb usó el muqaṭṭaʿāt en su Qayyúmu'l-Asmáʼ.[25][26]​ Escribe en un comentario temprano y en su Dalá'il-i-Sab'ih ('Siete pruebas') sobre un hadiz de Muhammad al-Baqir, el quinto Imam chií, donde se afirma que las muqaṭṭaʿāt de los primeros siete suras tienen un valor numérico de 1267, del cual se puede derivar el año 1844 (el año de la declaración del Báb).[27][28]

Según la místicaEditar

El sufismo tiene la tradición de atribuir un significado místico a las letras. Los detalles difieren entre las escuelas de sufismo; La tradición sufí generalmente considera las letras como una extensión de los noventa y nueve nombres de Dios, y algunos autores ofrecen significados «ocultos» específicos para las letras individuales.[29]

En 1857-1858, Bahá'u'lláh, fundador de la Fe Bahá'í, escribió en su Comentario sobre las letras aisladas (ih Tafsīr-i-Hurúfát-i-Muqatta ʻ también conocido como Lawh-i-Áyiy-i-Nur, es decir, la tableta de el Verso de la Luz)[30][31]​ cómo Dios fue quien creó las letras. Una lágrima negra cayó de la Pluma Primordial sobre la «Tablilla blanca como la nieve, perspicua», mediante la cual se creó el Punto. Luego el Punto luego se convirtió en un Álef (trazo vertical), que se transformó nuevamente para presentar las muqatta'at. Estas letras luego fueron diferenciadas, separadas y luego nuevamente reunidas y unidas, apareciendo como los «nombres y atributos» de la creación. Baháʼu'lláh da varias interpretaciones de las letras Alif, Lam, Mim, en su mayoría relacionadas con Alá, la administración fiduciaria (wilayah) y la profecía (nubuwwah) de Mahoma. Enfatiza el papel central del Alif en todos los mundos de Dios.

Al eliminar las letras duplicadas (dejando solo una de cada una de las 14 iniciales) y reorganizarlas, se puede crear la oración نص حكيم قاطع له سر que podría traducirse como «un texto sabio y concluyente tiene un secreto».[cita requerida]

Son indicaciones para el cánticoEditar

Devin J. Stewart sostiene que las letras son parte integral del texto y establecen una rima y un ritmo, de manera similar a los cantos que riman como abracadabra, ing bing fing (usado en el árabe egipcio) o ajji majji la tarajji (en persa), destinado a introducir hechizos o algo relacionado con lo sobrenatural.[32]

NotasEditar

  1. مقطعات muqaṭṭaʿāt es el participio plural del verbo قطع qaṭaʿa 'cortar' 'romper'.

ReferenciasEditar

  1. Sale G Preliminary Discourse 3
  2. Jane Dammen McAuliffe (ed.). Mysterious Letters 3. p. 242. doi:10.1163/1875-3922_q3_EQCOM_00128. 
  3. nun ن and qaf ق have no variant written without dots in modern script; Steward (2012): "the mysterious letters include no letters with dots. There is an apparent exception to this rule, the occurrences of ya in [suras 19 and 36 ...]"
  4. Devin J. Steward, "The mysterious letters and other formal features of the Qur'an in light of Greek and Babylonian oracular texts", in: New Perspectives on the Qur'an ed. Reynolds, Routledge (2012), 323–348 (p. 341).
  5. Corán 19.01
  6. Corán 20.01
  7. Corán 2.1
  8. Corán 3.1
  9. Corán 29.1
  10. Corán 30.1
  11. Corán 31.1
  12. Corán 32.1
  13. Amatul Rahman Omar and Abdul Mannan Omar, "Derivation of Vocabulary from its Root Alphabets", Exegesis of the Holy Qur'an – Commentary and Reflections, 2015
  14. Islahi, Amin Ahsan (2004). Taddabur-i-Quran. Faraan Foundation. pp. 82-85. 
  15. Nöldeke, Theodor; Schwally, Friedrich; Bergsträßer, Gotthelf; Pretzl, Otto (2013). The History of the Qur'ān. Boston: Brill. pp. 270-273. ISBN 978-9004212343. 
  16. Hirschfeld, Hartwig (1902). New Researches into the Composition and Exegesis of the Qoran (2010 reprint edición). London: Royal Asiatic Society. pp. 141-142. ISBN 978-1-166-29458-8. 
  17. Massey, Keith (1996). «A New Investigation into the 'Mystery Letters' of the Quran». Arabica 43 (3): 499. doi:10.1163/1570058962582804. 
  18. Sajah Suaeed. «Muqatta'at». www.academia.edu. Consultado el 17 November 2015. 
  19. Bellamy, James A. (1973) The Mysterious Letters of the Koran: Old Abbreviations of the Basmalah. Journal of the American Oriental Society 93 (3), 267–285.
  20. A. Welch, "al-Ḳurʾān" in: Encyclopedia of Islam 2nd ed. (1978).
  21. Luxenberg, Christoph (2009). The Syro-Aramaic Reading of the Koran: A Contribution to the Decoding of the Language of the Koran 1st Edition. 
  22. Otto Loth, "Tabaris Korankommentar" ZDMG 35 (1888), 603f.
  23. Rashad Khalifa, Quran: Visual Presentation of the Miracle, Islamic Productions International, 1982. ISBN 0-934894-30-2
  24. Corán 74.30
  25. Lawson, Todd. «Reading Reading Itself: The Bab's 'Sura of the Bees,' A Commentary on Qur'an 12:93 from the Sura of Joseph». Consultado el 19 March 2007. 
  26. See the following source for more about Bábí letter symbolism: «Letters of the Living (Hurúf-i-Hayy)». Baháʼí Encyclopedia Project. Evanston, IL: National Spiritual Assembly of the Baháʼís of the United States. 2009. 
  27. Lambden, Stephen N. A note upon the messianic year 1260 / 1844 and the Bābī-Bahā'ī interpretation of the isolated letters of the Qur'an Archivado el 28 de septiembre de 2011 en Wayback Machine..
  28. Saiedi, Nader (2008). Gate of the Heart: Understanding the Writings of the Báb. Waterloo, ON: Wilfrid Laurier University Press. pp. 109-110. ISBN 978-1-55458-035-4. 
  29. An example is given by Siddiq Osman Noormuhammad of the Naqshbandi order in Salawaat by Sufi Mashaaikh Nairobi (2004).
  30. Marshall, Alison. «What on earth is a disconnected letter? - Baha'u'llah's commentary on the disconnected letters». Consultado el 19 March 2007. 
  31. Lambden, Stephen N. «Tafsír-al-Hurúfát al-Muqatta'át (Commentary on the Isolated Letters) or Lawh-i Áyah-yi Núr (Tablet of the Light Verse) of Mírzá Husayn ʻAlí Núrí Baháʼ-Alláh (1817–1892)». Archivado desde el original el 6 de diciembre de 2007. Consultado el 19 March 2007. 
  32. Stewart, Devin J. (2008). «Notes on Medieval and Modern Emendations of the Qur'an». En Reynolds, Gabriel Said, ed. The Quran in its Historical Context. Routledge. p. 234. 

Enlaces externosEditar