Abrir menú principal

Los pentastómidos (Pentastomida, del griego penta, cinco y stomos, boca) son una subclase de crustáceos maxilópodos muy modificados por el parasitismo. Tanto es así, que durante años se les consideró un filo independiente, relacionado con los onicóforos, pero de afiliación incierta. Se conocen unas 130 especies.[1]

Symbol question.svg
 
Pentastomida
Linguatula taenioides.jpg
Taxonomía
Reino: Animalia
Filo: Arthropoda
Subfilo: Crustacea
Clase: Maxillopoda
Subclase: Pentastomida
Diesing, 1836
Órdenes

Los pentastómidos son parásitos obligados de las vías respiratorias de reptiles, aves y mamíferos; el cuerpo, que puede alcanzar los 13 cm de longitud, tienen forma de gusano; poseen dos pares de apéndice lobulados acabados en uñas quitinosas para agarrarse a su hospedador. La cutícula es muy porosa y carece de quitina. La boca carece de mandíbulas.

Son hematófagos, succionando la sangre de sus hospedadores. Carecen de antenas, aparato circulatorio, respiratorio y excretor. Son dioicos.

Estudios moleculares y cladísticos (esperma, larvas, cutícula) han revelado que los pentastómidos son crustáceos, tal vez derivados de los branquiuros.[1]

ClasificaciónEditar

Según Martin & Davis (2001),[2]​ los pentastómidos se clasifican en:

Orden Cephalobaenida Heymons, 1935

Familia Cephalobaenidae Fain, 1961
Familia Reighardiidae Heymons, 1935

Orden Porocephalida Heymons, 1935

Familia Armilliferidae Fain, 1961
Familia Diesingidae Fain, 1961
Familia Linguatulidae Heymons, 1935
Familia Porocephalidae Fain, 1961
Familia Sambonidae Fain, 1961
Familia Sebekiidae Fain, 1961
Familia Subtriquetridae Fain, 1961

ReferenciasEditar

  1. a b Brusca, R. C. & Brusca, G. J., 2005. Invertebrados, 2ª edición. McGraw-Hill-Interamericana, Madrid (etc.), XXVI+1005 pp. ISBN 0-87893-097-3.
  2. Martin, J. W. & Davis, G. E. (2001). An Updated Classification of the Recent Crustacea. Natural History Museum of Los Angeles County. pp. 132 pp. 

Enlaces externosEditar