Pélope

personaje de la mitología griega

En la mitología griega, Pélope (en griego, Πέλοψ: Pélops) era hijo de Tántalo[1]​ y Dione (hija de Atlas)[2]​, y padre con Hipodamía de los famosos Atreo y Tiestes; entre otros hijos que Píndaro cuenta hasta seis.[3]​ En las versiones más arcaicas del mito su madre era una de las náyades, siendo esta Eurianasa (hija del Pactolo)[4]​o Euritemiste (hija del Janto),[5]​ o incluso Clitia (hija de Anfidamante).[6]​ En otras versiones secundarias se nos dice que los padres de Pélope fueron Hermes y Cálice,[7]​ o incluso Atlante y la ninfa Linos.[8]​ Los estudiosos también lo han ubicado como nativo de Oleno.[9]

Historia de PélopeEditar

El padre de Pélope era Tántalo, rey en el monte Sípilo de Anatolia. Queriendo hacer una ofrenda a los olímpicos, Tántalo descuartizó a Pélope y cocinó un estofado con su carne, que entonces sirvió a los dioses. Démeter, profundamente apenada tras el rapto de su hija Perséfone por Hades, distraídamente aceptó el ofrecimiento y se comió el hombro izquierdo. Sin embargo, los demás dioses advirtieron la trama y evitaron comer el cuerpo del muchacho, trayéndolo de vuelta a la vida y reemplazando su hombro con uno de marfil que fabricó para él Hefesto. Tras su resurrección, Pélope era más hermoso que antes: Poseidón se enamoró de él y le llevó al Olimpo, le hizo su amante y le enseñó a conducir su carro divino. Más tarde, Zeus expulsó a Pélope del Olimpo, enfadado porque su padre, Tántalo, había robado la comida de los dioses, se la había dado a sus súbditos de la tierra y había revelado los secretos que había oído.

Ya adulto, Pélope quiso casarse con Hipodamía. El padre de ella, Enómao, rey de Pisa o de Olimpia, había matado a treinta pretendientes de la joven tras vencerlos en una carrera de carros. Había hecho esto porque la amaba para sí o, alternativamente, porque una profecía afirmaba que moriría a manos de su yerno. Pélope fue a pedir la mano de Hipodamía y se preparó para competir con Enómao. Preocupado por si perdía, Pélope fue a la orilla del mar e invocó a Poseidón, su antiguo amante, y, recordándole su amor (los «dulces regalos de Afrodita»), le pidió ayuda. Sonriendo, Poseidón hizo aparecer un carro tirado por caballos grandes y alados.

Aún inseguro de sí mismo, Pélope (o la propia Hipodamía) convenció al auriga de Enómao, Mírtilo, para que le ayudase a ganar, prometiéndole la mitad del reino y la primera noche en el lecho de Hipodamía.

La noche anterior a la carrera, al montar el carro, Mírtilo cambió las pezoneras de bronce que sujetaban las ruedas al eje por unas falsas fabricadas con cera de abeja. La carrera comenzó y discurrió durante mucho tiempo. Pero justo cuando Enómao estaba alcanzando a Pélope y preparándose para matarlo, las ruedas se soltaron y el carro se rompió. Mírtilo sobrevivió, pero Enómao fue arrastrado por sus caballos hasta morir.

 
Pezonera o perno de un carro etrusco conservado en el Museo Arqueológico Nacional de Florencia.

Pélope mató entonces a Mírtilo, porque este había intentado violar a Hipodamía. Cuando moría, Mírtilo maldijo a Pélope por su traición, y la maldición se cumplió: dos de los hijos de Pélope e Hipodamía, Atreo y Tiestes, mataron a un tercero, Crisipo, que era su favorito y que iba a heredar el reino. Atreo y Tiestes fueron desterrados junto con Hipodamía, su madre, quien entonces se ahorcó. La maldición también alcanzó a sus hijos, nietos y bisnietos, incluyendo a Agamenón, Egisto, Menelao y Orestes.

Más tarde, Pélope dominó todo el Peloponeso (Πελοπόννησος, término que significa «isla de Pélope», Πέλοπος νῆσος).

Durante la Guerra de Troya, los huesos de Pélope fueron llevados a esa ciudad por los griegos, pues un oráculo había dicho que serían capaces de ganar si lo hacían.

Descendencia de PélopeEditar

Véase tambiénEditar

FuentesEditar

ReferenciasEditar

  1. Píndaro: Olímpicas 1.36; Higino: Fábulas 124, 245, 273
  2. Higino: Fábulas 82 y 83
  3. Píndaro: Olímpica I
  4. Tzetzes sobre Licofrón: Alejandra 52; Escolio sobre Eurípides: Orestes 4
  5. Escolio sobre Eurípides: Orestes 11
  6. Escolio sobre Eurípides: Orestes 11; Escolio sobre Ferécides, fr. 40
  7. Escolio sobre Homero: Ilíada 2.104b
  8. Robert Graves, Los mitos griegos, sección 108 voz "Tántalo"
  9. Escolio sobre Píndaro: Olímpicas 1.37a & 9.51.a (FGrHist 298 F1) con la autoridad del historiador Autesión. Robert Fowler, Early Greek Mythography: comentario14.1 (2013)
  10. a b Escolio sobre Eurípides: Orestes, IV; y sobre Píndaro: Olímpica, I, 144. Curiosamente Robert Graves, en Los mitos griegos, llama a Axíoque como Astíoque
  11. a b Pseudo-Plutarco, Historias paralelas, 33
  12. Escolio sobre Píndaro, Olímpica I 144, donde se le llama a la madre de Piteo como Día, lo que parece ser simplemente una alteración por Hipodamía.
  13. Pseudo-Apolodoro: Biblioteca III 12, 7; Pausanias: Descripción de Grecia 1.41.3; Escolio sobre Eurípides: Orestes 4; Escolio sobre Píndaro, Olímpica 1.144c–e
  14. Escolio sobre Homero: Odisea IV 10; Escolio sobre Eurípides: Orestes 4; Ferécides, fr. 132
  15. Homero: Ilíada II 104; Pseudo-Apolodoro: Biblioteca II4.6 y Epítome 2.10; Higino, Fabulae 84, 88, 124, 224
  16. Pausanias, Descripción de Grecia II 15.1; Escolio sobre Eurípides, Orestes 4
  17. Pseudo-Apolodoro, Biblioteca 2.5.1
  18. Hesíodo: Catálogo de mujeres fr. 194; Tzetzes, sobre la Ilíada, 68, 19
  19. Partenio, Sufrimientos de amor 31
  20. Estéfano de Bizancio: Étnica voz "Dyspontion"
  21. Pausanias: Descripción de Grecia 2.26.2
  22. Pseudo-Apolodoro, Biblioteca Epítome 1.2
  23. Higino, Fabulae 14.4
  24. Escolio sobre Eurípides: Orestes 4
  25. Pausanias, Descripción de Grecia 6.22.8
  26. Eurípides, Heraclidas 207; Eurípides, Medea 683; Pseudo-Apolodoro, Biblioteca 3.15.7 y Epítome 2.10; Pausanias, Descripción de Grecia 2.30.8; Plutarco, Teseo 3.1 & 7.1; Escolio sobre Eurípides, Orestes 4; Escolio sobre Píndaro, Olímpica 1.144c-e
  27. Escolio sobre Píndaro, Olímpicas I 144c-e
  28. Pausanias, Descripción de Grecia II 6.5
  29. Homero, Ilíada II 104; Pseudo-Apolodoro: Biblioteca II 4.6 y epítome 2.10; Higino: Fabulae 84, 86, 87, 124 y 246
  30. Pausanias, Descripción de Grecia II 30.8; Escolio sobre Eurípides: Orestes 4
  31. Pseudo-Apolodoro: Biblioteca II 4, 5; Hesíodo: Catálogo de las mujeres fr. 190, 4 y 6
  32. Diodoro Sículo, Biblioteca histórica 4.9.1
  33. Pseudo-Apolodoro: Biblioteca 2.4.5; Plutarco: Teseo 7.1; Pausanias: Descripción de Grecia VIII 14.2; Hesíodo: Catálogo de mujeres frs. 190 y 193
  34. Estéfano de Bizancio: Étnica voz "Mytilēnē"
  35. Pseudo-Apolodoro: Biblioteca 2.4.5; Hesíodo: Catálogo de mujeres frs. 190, 4 y 9; 191.

Enlaces externosEditar